Jueves. 20.09.2018 |
El tiempo
Jueves. 20.09.2018
El tiempo

Un millennial para impulsar al Lugo

El gol de Dani Escriche deja la permanencia más tempranera para el Lugo, con cuatro jornadas de antelación

MARK ZUCKERBERG nombrará a Dani Escriche hijo predilecto de Facebook, si es que existe ese título en el gigante de internet. La empresa que dirige el de White Plains (Nueva York) compró WhatsApp por 17.000 millones de euros en 2014. Un negocio rentable con gente como el joven delantero del Lugo, que mueve cientos de mensajes cada domingo. Porque a buen seguro que este domingo, cuando el de Burriana encendió su móvil al llegar al vestuario, hizo un poco más rico a Zuckerberg, a Facebook y a WhatsApp.

Como el día de su debut ante el Huesca la última jornada de la temporada pasada, o el día que anotó su primer gol en Segunda División o en Pamplona, su teléfono echó humo este domingo. Era su segundo partido como titular y fue su segundo tanto en la categoría. Fue otra actuación notable en la punta del ataque, con la energía y las ganas que da su juventud y la ambición de agarrar su oportunidad con el puño bien cerrado.

Escriche no es uno de esos chicos al uso. Un 'millennial' de YouTube y consola, de sentarse a la bartola pegado a la red o al teléfono móvil. El castellonense es un tipo trabajador, humilde, con la cabeza asentada sobre la base de aprender cada día de sus técnicos y compañeros. Es de esas personas que creen en que no hay que esperar el regalo, sino en que hay que ir a por él con todas las fuerzas, haciendo lo que sea, como sea y donde sea.

Escriche vio su oportunidad hace dos veranos cuando estaba en el juvenil del Castellón y recorrió España de punta a punta para que el Lugo juvenil y el Polvorín fueran su trampolín hacia el fútbol profesional. Las pretemporadas cocinaron sus opciones y su empeño y buen hacer sobre el césped de Segunda hizo el resto.

El vestuario aprecia su carácter. Se nota en las bromas constantes, en el cariño en los partidos, en los gestos del cuerpo técnico. Mimos para un futbolista que será de la primera plantilla el próximo año, con ficha de plata, aunque el Polvorín, donde se ha curtido a ritmo endiablado, se acerque un poco más a la Tercera División.

Junto a su fútbol, el de Castellón ejerce de talismán. De los ocho partidos en los que ha tenido minutos, solo en Almería el Lugo no ha sumado punto alguno. En el resto siempre rascó. En el de este domingo fueron tres puntos gracias a su cabeza y a su intuición en el área pequeña. Su gol deja la permanencia más tempranera para el Lugo, con cuatro jornadas de antelación.

Ahora quedará que siga comandando a jóvenes de altas miras y calidad de sobra como Sergio Gil y José Carlos. Que los tres cabalguen para lograr el récord de puntos y el octavo puesto. Para contribuir al mejor Lugo de la historia.

Un millennial para impulsar al Lugo
Comentarios