Opinión

Me casé

Iglesia de San Benito Santiago Ilustración enlace jmendez

Mi suegra me ha vuelto a visitar. Ya saben, a veces me comunico con los que se fueron pero no lo cuento en Cuatro por dignidad. ‘Ellos’, como Troilo, no entienden que digamos que se han ido porque “siempre están volviendo”.  El caso es que María Luisa me dijo que se nos veía muy felices. Que estaba orgullosísima de Carmen, María y Jaime. Que qué entrañables mis padres. Que mis escuderos, Cris y Fran, estuvieron de 10 y que mis sobrinos y ahijado(s) están para comérselos.  Ya guasona, me dijo que sí, que a alguno había que haberle pegado un sopapo. Nos escarallábamos recordándolo. Valió la pena.