Lugo despide a José Fernández Quintela, expolicía nacional y padre del subdelegado de Defensa

Era originario de la parroquia de San Pedro de Arxemil (O Corgo)
Flores en un cementerio. VICTORIA RODRÍGUEZ
photo_camera Flores en un cementerio. VICTORIA RODRÍGUEZ

Tras una larga vida y unos últimos años con salud delicada, José Fernández Quintela, expolicía nacional y padre del actual subdelegado de Defensa en la provincia de Lugo, Juan José Fernández Arrojo, falleció este jueves a los 91 años.

Fernández Quintela era originario de la parroquia de San Pedro de Arxemil (O Corgo), donde este viernes será despedido, aunque residió y ejerció en distintos lugares, como Asturias. Allí tuvo a su único hijo, Juan José, junto a su esposa, Asunción. 

Juan José siguió los pasos profesionales de su padre, aunque en su caso en las Fuerzas Armadas. Su extensa y completa trayectoria profesional era motivo de orgullo del finado, aunque en muchos momentos supuso tenerle lejos de casa, ya que el coronel Fernández Arrojo estuvo destinado en lugares como Bosnia, Irak, Afganistán, Kosovo y Líbano, además de en A Coruña, Pontevedra y Sevilla.

El nombramiento de Fernández Arrojo como subdelegado de Defensa en Lugo en el verano de 2022 le permitió acercarse a sus padres en unos años en los que los cuidados empezaron a ser más necesarios.

La capilla del tanatorio Velatorios Lucenses acogerá este viernes, a las seis de la tarde, una misa en memoria de Fernández Quintela. A continuación, el expolicía y vecino desde hace años de la Avenida de Madrid será enterrado en San Pedro de Arxemil. Allí será despedido por familiares y amigos propios y de su familia, su hijo, su esposa, su nuera, Felisa, y su querida nieta, Carmen.