"El pódcast 'Café Derby 21' es una evolución de lo que ya era mi piso de estudiantes"

El lucense Nicolás Carreira llega al festival de contenidos digitales Carballo Interplay con su tertulia sonora tras superar los 100 episodios
El periodista lucense Nicolás Carreira. SEBAS SENANDE
photo_camera El periodista lucense Nicolás Carreira. SEBAS SENANDE

"Más que un niño fui un perro verde", asegura el periodista y podcáster Nicolás Carreira (Lugo, 1997) cuando recuerda aquellos días de su infancia en que se asomó a los documentales de La 2 y el mundo de la cultura lo atrapó para siempre.

"En Lugo falta gente joven, faltan generaciones enteras, y eso tiene que ver mucho con el niño al que le pica el gusanillo de la cultura", sostiene Carreira, que enseguida aprendió que los libros o el cine eran otra forma de hacer amigos y de viajar. "Me he educado con la televisión, pero, dentro de eso, siempre fui un perro verde, porque, mientras todos veían Pasión de gavilanes, yo veía los documentales de La 2".

Hoy Carreira es presentador y confundador de uno de los pódcast en gallego más exitosos de los últimos tiempos, Café Derby 21, que, como el mítico local de Santiago, hace de cada programa una nueva tertulia donde debatir sobre el panorama cultural de la comunidad junto a sus protagonistas.

El "enorme esfuerzo" de sus creadores por sacar adelante este proyecto se ha traducido en cien episodios y tres temporadas, "que es algo que pocos pódcast pueden decir en Galicia".

Tras pasar por "cafeterías, premios y festivales", Café Derby aterriza ahora en el Carballo Interplay, un festival sobre contenidos digitales que se está celebrando en esta localidad coruñesa desde este jueves y hasta el próximo domingo. "Estar aquí es una oportunidad que nos dan desde hace dos años, supongo que gracias a nuestro buen hacer y al éxito constatado en las anteriores ediciones", explica Carreira, que junto a sus compañeros y cocreadores del pódcast, Adrián Lede y Carme D. Prol, ha llevado hasta el mercado de abastos de Carballo las ondas de su tertulia sonora.

Desde allí, Carreira rememora el nacimiento de Café Derby 21 hace tres años y le parece que han pasado "tres vidas" desde entonces: "Todo surgió como una evolución natural de lo que ya pasaba en mi piso de estudiantes de Santiago el último año de carrera", señala. "Adrián, Carme y yo vivíamos juntos y nuestras tertulias sobre libros o cine siempre se alargaban". Llegó la pandemia y los tres se quedaron en paro a la vez. En octubre de 2020 echaron a andar como podcásters, con previsión de no durar más de tres meses, y sin planearlo llegaron hasta aquí.

El programa fue fruto de vidas truncadas, de una etapa de barbecho, y, sin embargo, ahora nos reconocen por él

"El pódcast fue fruto de vidas truncadas, de una etapa de barbecho, y ahora nos veo en los Mestre Mateo, veo que nos reconocen, y pienso que hace tres años mi vida no era esta", cuenta satisfecho.

Sin embargo, a pesar del éxito, Café Derby 21 "no nos da para vivir", reconoce Carreira, que hasta hace unas semanas trabajaba en un agencia de comunicación en A Coruña. "Hace unos días tomé la decisión de renunciar a este empleo porque había dejado de aprender y necesitaba probar cosas nuevas", confiesa, mientras admite estar enfocado en un nuevo proyecto.

Artículos de Nicolás Carreira en Táboa Redonda

Colaborador de El Progreso y de su suplemento cultural Táboa Redonda, Carreira es un tipo inquieto que dice servir solo para una cosa: "Si soy alguien en la vida, soy un proletario de la cultura", subraya, y añade: "Sea como sea, seguiré formando parte de este mundo".

Comentarios