Miércoles. 19.09.2018 |
El tiempo
Miércoles. 19.09.2018
El tiempo

Pasado celeste

Un total de trece exjugadores del CB Breogán tomarán parte esta temporada en la LEB Oro. El Menorca Básquet es el equipo que aglutina a más jugadores que pasaron antes por Lugo, tres. Oliver Arteaga fue el último jugador en abandonar la disciplina del Breogán. Fue el 15 de julio pasado, el día que finalizaba el plazo en el que tanto el jugador como el club lucense podían acogerse a una cláusula por la que, mediante el pago de una módica cantidad, quedaría sin efecto el año de contrato que unía a ambas partes. El pívot canario, como es sabido, ejecutó dicha cláusula.

Roberto Morentin también estará esta tarde en el Pazo dos Deportes de Lugo. Su estancia fue de dos temporadas. Más corta fue la de César Bravo, que solo cumplió media temporada con el conjunto lucense, en la Liga ACB.

Al margen de estos jugadores, Alfons Alzamora, en el Lleida, volverá pisar el Pazo dos Deportes, que no visita desde que fue jugador del Breogán los dos últimos años del conjunto lucense en la ACB. Dani López, base del Burgos, es otro que volverá por primera vez a Lugo después de su experiencia en la máxima categoría con el Manresa. También será la primera vez que se enfrenten al Breogán, después de jugar en el equipo lucense, el pívot José Amador, enrolado de nuevo en el Mallorca, y el escolta Xavi Forcada, que ha decidido volver al Cáceres, el equipo que entrena Gustavo Aranzana.

El resto de los exbreoganistas ya pasaron en alguna ocasión por el Pazo dos Deportes con las camisetas de otros equipos. Son los casos de Nacho Ordín (Girona), Lucho Fernández (CB León), Míkel Uriz (Navarra), Roger Fornás (Tarragona), Adrián García (Huesca) y Jeff Xavier, que esta campaña militará en el Palencia Baloncesto.

En cuanto a entrenadores solo hay uno que estuvo en el equipo lucense en la segunda competición española. Se trata de Andreu Casadevall que continúa en el Ford Burgos. Ángel Navarro, técnico del Huesca, también tiene pasado en el Breogán, aunque como jugador en la década de los setenta del pasado siglo.

La LEB Oro ha registrado muy pocos movimientos en cuanto a entrenadores se refiere. De hecho, solo cuatro banquillos han cambiado de inquilino. En el Menorca Paco Olmos ha dejado el puesto a Josep María Berrocal, que la pasada temporada se proclamó campeón de la Liga ucraniana con el Budivelnik. En el Girona Zan Tabak ocupa el puesto de Ricard Casas, que por su parte dirigirá esta temporada al Lleida, que preside Edu Torres. En el Clínicas Rincón el nuevo entrenador es Manolo Povea, que sustituye a Paco Alonso.

 

Veinte jugadores llegan desde la ACB

En una Liga que se presume como la más igualada de los últimos años no podía faltar el desembarco de jugadores desde la primera competición española. Un total de 20 jugadores que militaron la pasada temporada en la Liga ACB lo harán este año en la LEB Oro.

El Granada es el equipo que presenta en su plantilla más jugadores que han bajado un escalón en su carrera. A los cinco que continúan de la plantilla que descendió de categoría (Ángel Hernández, Roberto Guerra, Manu Rodríguez, Mahmadou Samb y Jesús Fernández) se une Edu Ruiz (Valladolid).

Menorca

En el Menorca, Urko Otegui, David Navarro y Marc Blach militaban en la ACB hace solo unos meses. En Burgos son los casos de Dani López, Darren Phillip y Rafa Huertas; los de Marc Fernández y Darryl Middleton en Girona; los de Alfons Alzamora y Paco Vázquez en Lleida, o de Miki Servera y Diego Sánchez en Huesca. Además, se unen a esta lista Jakim Donaldson (Canarias) y Joan Riera (Melilla).

Pasado celeste
Comentarios