Un belén que conecta ilusiones

Representantes del centro cultural José Domínguez Guizán, Xunta, Concello y varios de los premiados participaron este miércoles en la clausura virtual del nacimiento electrónico de Begonte
Un momento de la clausura virtual del belén de Begonte. EP
photo_camera Un momento de la clausura virtual del belén de Begonte. EP

Las nuevas tecnologías ofrecen múltiples posibilidades. Una de ellas se vio este miércoles en la clausura virtual del belén electrónico de Begonte, en la que una decena de personas se sumaron al acto desde puntos tan dispares como Lugo, Xanceda, Bristol, A Coruña o, por supuesto, Begonte.

Esa ventana abierta al mundo que es internet también posibilitó visitar el nacimiento del centro cultural José Domínguez Guizán desde el sofá de casa, viajando en el metro o con el sonido de las olas como fondo. Más de 12.000 personas eligieron en Navidad esta opción, que fue la única viable el año pasado. Y esa temporada de puertas cerradas por el covid, el mismo que impidió que este miércoles los premiados se viesen en persona, hizo temer que la gente ya no quisiese ver el belén in situ, en las visitas presenciales recuperadas el pasado 4 de diciembre.

Un temor que reconocía este miércoles el alcalde begontés, José Ulla, y que resultó ser totalmente infundado. "Levamos unha gran sorpresa, a xente segue querendo manter a tradición e vir ver o belén", apuntó, comprometiendo el apoyo del Concello para la próxima edición, en la que continuarán las celebraciones del cincuentenario.

"O belén arrastra moito", destacaba el párroco Jesús Domínguez Guizán -el "alma mater", como dijo Ulla, de un nacimiento que crea "sinerxias"-, quien reconocía la dificultad de organizar los pases con los protocolos sanitarios -se redujo el aforo a 25 personas y se pedía cita previa-, pero que aún así "ninguén se foi sen velo". Y lo más importante: "Todos quedaron encantados, e houbo moitísimos aplausos".

Jesús Domínguez Guizán destacó que "houbo moitísimos aplausos" en las visitas a un montaje "que arrastra moito"

Y la cifra final, aunque lejos de la de otros años, no defraudó: más de 14.000 personas pasaron por el centro cultural José Domínguez Guizán en los dos meses de apertura del belén. Un resultado "moi xeitoso", en palabras de Xulio Xiz, que quiso recordar no solo el papel clave de las instituciones para que este perviva, sino también de Ramiro, Carlos y Sito, quienes están al pie del cañón en el día a día.

A esa suma de "esforzos e vontades" para hacerlo posible hizo referencia Mero Iglesias, primer premio de poesía, quien también incidió en que "o belén trascende", idea que confirmaba el begontés Pablo Veiga, ganador del concurso de periodismo con un texto a través del que rendía homenaje a los fundadores de un belén "que nos segue poñendo no mapa a día de hoxe".

A la "significación" de un "milagro" como es el nacimiento begontés, donde pervive "a celebración do belén fronte ás forzas do mercado", hizo alusión Carlos López, accésit en poesía, mientras Xosé Otero Canto, segundo premio poético en este certamen navideño, aseguraba que le inspira para escribir todos los años, esta vez sobre O neno valuro.

Y si Otero Canto miró al pasado, Santiago Rodríguez, segundo premio en periodismo, lo hizo hacia el futuro, imaginándose el belén que vendrá. Y quizás, cuando sus ideas sean realidad también existirá -probablemente sea mucho antes- la pinacoteca del belén, en la que entrará por derecho propio la estampa del Lugo urbano creada por el pintor Óscar Cabana que lo hizo merecedor de alzarse con la victoria en el certamen de arte. "Estou ledo polo premio e encantado de estar nesa pinacoteca", dijo, agradeciendo el apoyo del centro cultural a los creadores durante todos estas décadas.

Y en esa lista figuran el resto de premiados de este año que no pudieron estar en la clausura: los 16 escolares de certamen infantil, Ruth Fernández, Xoán Neira y Xoán Xosé Fernández Abella.

A todos les transmitió su felicitación el delegado territorial de la Xunta en Lugo, Javier Arias, quien avaló al belén y sus actividades como un "referente nas artes e as letras", recordando además la exposición itinerante que contribuyó a difundir la trayectoria de estos 50 años de belén en una treintena de localidades.

comentarios