Imprimir

El reto burelés de la Sobe

Delegación | 23 de septiembre de 2020

Noel López Pinín, en su centro de nutrición de Burela, y Carolina Sobe.EP
Noel López Pinín, en su centro de nutrición de Burela, y Carolina Sobe.EP
El nutricionista mariñano Noel López Pinín pauta la dieta de la famosa "exgranhermana"

Noel López Pinín es uno de los nutricionistas más conocidos de la comarca, pues a su consulta física en Burela suma la prestación de servicios en diversas localidades de A Mariña, además de Lugo, A Coruña o Asturias e incluso cuenta con pacientes online en diversos países de América y Europa. Un paso al que ahora suma otro de gigante al convertirse en el nutricionista de Carolina Sobe, una estrella de la tele tras su paso por programas como Gran Hermano Dúo, Gran Hermano VIP, Survivor o Gran Hermano, a cuya undécima edición como concursante debe su fama televisiva, que se ha incrementado desde entonces gracias a una personalidad propia, que nunca deja indiferente.

Pinín está ahora bajo la mirada de mucha gente, pendiente de la resolución del que ya se ha bautizado en redes como el El reto de la Sobe; o lo que es lo mismo, conseguir que la estrella mediática regrese a los 70 kilos en los que se sentía a gusto. Por delante un año de reto para volver a estar cómoda con su talla, lo que le obligará a bajar entre 25 y 30 kilos, pues con 1,69 su peso actual es de 98 kilos, como ella misma ha compartido.

"No lo hace por cuestión de estética, sino por salud, porque si algo le sobra a Carolina es personalidad", recalca el nutricionista burelés, que conoce a la estrella mediática por un amigo común, que fue quien los puso en contacto tras la decisión de la exgranhermana de bajar peso. "Le convenció mi forma de trabajar, en la que abogo por alimentos, huyendo de productos, batidos y dietas milagro", asevera López Pinín, quien habla de la necesidad una educación nutricional «que le permita adquirir unos hábitos que le ayuden después a mantenerse».

Así que le enseña a comer con dietas cambiantes cada semana en las que no faltan frutas, verduras, pasta, arroz, legumbres, frutos secos e incluso alguna comida libre. "Lo que yo pauto es una dieta mediterránea, una alimentación saludable y sin restricción de alimentos porque a veces nos olvidamos que la dieta es la ingesta total de alimentos en las 24 horas del día y al final comer menos no es sinónimo de adelgazar", explica.

El experto nutricionista reconoce que cada persona es un mundo, por lo que la dieta ha de suscribirse a cada individuo y sus posibles patologías. En el caso de Sobe no duda que lo conseguirá, "porque está súper decidida y motivada", aunque no oculta que puedan surgir «hipotéticos lastres» que hagan acelerar o retardar el proceso.

También en ello, Pinín es claro: "Todos los lastres tienen solución y lo que se necesita es paciencia y constancia", dos características que son claves a la hora de enfrentarse a una dieta que, insiste, debe marcarse objetivos realistas.

De momento, la primera impresión de Carolina en sus iniciales sesiones con Pinín es que le parece mucha comida, cuenta el nutricionista burelés, quien mantiene contacto directo con ella a través de videoconferencia y quien reconoce que en las distancias cortas Carolina es igual de expresiva que en la tele. «Es humilde y cercana. Es genial».

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/a-marina/reto-bureles-sobe/202009231731471461122.html


© 2020 El Progreso de Lugo

Rúa Ribadeo 5, Lugo

Tlfno: 982 29 81 00

(Grupo El Progreso)