jueves. 02.12.2021 |
El tiempo
jueves. 02.12.2021
El tiempo

Ría de Ribadeo

Sin nombre

Existe un organismo agonizante que se llama Instituto Geográfico Nacional. Es de imaginar que lo manejan un grupo de hombres nonagenarios, o más, que viven y trabajan en despachos llenos de telarañas, de moho y de prejuicios. El nombre del tinglado no responde a la realidad. Ni son un instituto, pues sus dictámenes no resultan de trabajos académicos ni son geográfico porque tampoco obedecen a conocimientos o investigaciones sobre la materia. Sí son nacional, eso sí, entendiéndose por nacional todo aquello que expresa el nacionalismo español cuya finalidad es ir comiéndose a bocados la Historia y la Toponimia de otros pueblos, preferentemente el gallego, pues vascos y catalanes no son de comer sapos y los gallegos sí. No todos, pero sí algunos.

El otro día, el grupúsculo de señores mesetarios que conforman el IGN (vamos a llamarles por sus siglas, para no avergonzarlos exponiendo el nombre completo de la institución), decidieron que la ría de Ribadeo tendrá en adelante otro nombre cooficial: ría del Eo. No se imagine usted que la idea procede de un estudio toponímico, histórico o geográfico. Con suerte, o los señores estaban roncando mientras votaban esa decisión, o todo quedó en manos de un grupúsculo de mocetones enfarlopados que a fecha de hoy no se acuerdan de nada.

Dicen los del IGN que su decisión está soportada por documentos. Dicen, y puede que tengan razón, que han visto documentos que a partir de 1871 se refieren al accidente geográfico como ría del Eo. Su astucia está al nivel de su conocimiento, que es muy cercano al cero absoluto. Es que si usted entra en la web del IGN y busca "Ría de Ribadeo", le saltan una docena de resultados, que no es gran cosa. Pero si busca "Ría del Eo" aparecen exactamente cero resultados. Empezamos bien. El chiringuito que quiere cambiar de nombre a la ría no exhibe ni un documento que lo soporte.

Yo voy a echarles una mano, que soy, como usted, querida señora, una buena persona. Ellos han encontrado un documento que se refiere a la citada ría como "del Eo". Son unos vagos, y lo digo con todo el cariño, que ya quisiera yo ser uno de ellos. No nos enseñan el documento ni en la misma web en la que nos dan una buena cantidad de citas a la ría de Ribadeo. Eso es que son unas máquinas de inventar tonterías. Pues ya les digo a los señoros del IGN que les regalo artillería, aunque es floja. La búsqueda individualizada de "ría de Eo", "ría del Eo" y "ría do Eo" a lo largo del S. XIX arroja una docena de resultados. Hablo de ese siglo en concreto porque es el que mencionan los de los despachos de las oficinas y de las telarañas del ING. Ni eso buscaron.

Pero si usted busca "ría de Ribadeo", y ahora viene una parte muy aburrida que puede usted leer en diagonal, la encuentra en muchos libros, a saber: ría de Ribadeo en el Diccionario geográfico universal, publicado en 1833; en España sagrada: theatro geográphico-histórico de la iglesia de España, 1764; en el Itinerario descriptivo militar de España (1766); en el Boletín de la Real sociedad geográfica, que viene siendo la publicación oficial de los señores de las telarañas; en 1895, en Las producciones naturales de España: estudios científico-económicos, escrito por Alberto de Segovia y Corrales; en Exploración científica de las costas del departamento marítimo del Ferrol escrito por Mariano de la Paz Graells y de la Agüera en el año catapum; y así hasta aburrirnos. Por cada una de la docna de referencias a la ría del Eo, hay centenares de ejemplos que mencionan a la ría como ría de Ribadeo o Rivadeo, pues las normas ortográficas eran las que eran, es decir, ninguna, ya la be y la uve se confundían con regularidad, pero ya que me he tomado la molestia de buscar todas las combinaciones posibles que soporten el nombre alternativo llámese "ría de Eo", "ría del Eo" y "ría do Eo", malo será que no podamos enseñar las referencias a Rivadeo.

Se trata de lo que se trata: de comernos otro pedazo, aunque sea menor, de nuestro país, y de hacerlo de la manera en la que más disfrutan los españoles mesetarios: robándonos la toponimia. Y por encima lo hacen de manera tan chapucera y condescendiente que ni se molestan en buscar los documentos que exhiben en su página, en los que no muestran ni uno solo de esos que dicen que han visto para defender que a una ría gallega le cambien el nombre unos señorones españoles que trabajan entre telarañas. A ver, yeyés: se ponen ustedes a jugar a la Toponimia y a la Historia como quien juega al parchís. Ya no les pedimos que respeten su oficio, por llamarle de alguna manera, pero sería deseable que no convirtiesen su institución en una porquería dirigida por señores agonizantes y muchachos cocainómanos. Respeten al menos a los contribuyentes que mantienen su chiringuito mesetario.

Pero sin contradecirme les digo que hacen bien, y la culpa es nuestra, de gallegos y gallegas. Eso no lo harían a Euskadi ni a Catalunya. Se lo hacen a Galiza porque son unos cobardes y a nosotros nos va el papel de víctimas que soportamos el bullying español en silencio. Afortunadamente, el alcalde de Ribadeo, que es un municipio antiguo y orgulloso, se rebela en nombre de su concello y de su país, que es el nuestro, y no acepta de buena manera que los señorones cubiertos de telarañas y de nacionalismo españolazo, sin argumento alguno, pretendan que la ría de Ribadeo cambie de nombre porque cuatro payasos lo decidan. Pues no.

Ría de Ribadeo
Comentarios