miércoles. 20.10.2021 |
El tiempo
miércoles. 20.10.2021
El tiempo

El San Froilán de Vigo

El alcalde de Vigo, Abel Caballero, ha pulsado este miércoles el botón de encendido del alumbrado navideño. SALVADOR SAS (EFE)
El alcalde de Vigo, Abel Caballero. ARCHIVO
En Lugo aún no sabemos si habrá barracas en el San Froilán a poco más de una semana del inicio de las fiestas y en Vigo ya tienen claro cómo será la Navidad. A Abel Caballero hace tiempo que le salen las cuentas: cuantas más luces pone, más votos tiene, así que las entrañables fechas que históricamente comenzaban con el sorteo del Gordo y terminaban con los contenedores llenos de papel de regalo el 6 de enero se han expandido en la ciudad olívica como esas rebajas de enero que llegan hasta marzo. La instalación de las luces comenzó el pasado 4 de agosto, caluroso día en el que el alcalde anunció la presencia «del árbol más alto del mundo, el muñeco de nieve más alto del mundo, una pista de esquí y dos de patinaje sobre hielo». Por si fuera poco, entre el 20 de noviembre y el 10 de enero sonarán villancicos por megafonía en 40 calles de la ciudad. Algún osado periodista preguntó a Caballero por las luces que se iban a instalar en Ourense y la respuesta fue que, en este tema, Vigo juega en la misma Liga que Nueva York o Tokio, y que su objetivo es ofrecer «la mejor Navidad del mundo». No sé si sería bueno o más bien todo lo contrario, pero me da que, con un alcalde así, en Lugo llevaríamos subidos en la noria desde el verano.

El San Froilán de Vigo