miércoles. 26.01.2022 |
El tiempo
miércoles. 26.01.2022
El tiempo

Haber tenido mononucleosis no implica el desarrollo de la esclerosis múltiple

Un hombre en silla de ruedas. PIXABAY
Un hombre en silla de ruedas. PIXABAY
La Sociedad Española de Neurología advierte de que el origen de esta enfermedad sigue sin estar claro y que no tiene una única causa
 

La Sociedad Española de Neurología (SEN) ha puntualizado este viernes que todas las investigaciones siguen apuntando a que el desarrollo de la esclerosis múltiple es resultado de una combinación de factores genéticos y ambientales, y no de una única causa. La SEN ha hecho esta aclaración después de que el jueves la revista Science publicase un estudio de la Universidad de Harvard (Estados Unidos) que sugiere que esta enfermedad degenerativa está probablemente originada por el virus de Epstein-Barr (VEB).

El coordinador del Grupo de Estudio de Enfermedades Desmielinizantes de la SEN, el doctor Miguel Ángel Llaneza, ha aclarado que, aunque ese macroestudio señala al virus de Epstein-Barr (VEB) —la mayor causa de la mononucleosis aguda infecciosa, también conocida como la enfermedad del beso— como causa principal de la esclerosis múltiple, haber desarrollado una infección por este virus no implica que necesariamente vaya a desarrollar esta enfermedad, ya que es multifactorial

Si bien varios estudios proporcionan pruebas sólidas de que la mononucleosis infecciosa es un factor de riesgo importante para desarrollar esclerosis múltiple, también es cierto que la altísima prevalencia de seropositividad al VEB en la población general (95%) y la frecuencia relativamente baja de incidencia de esclerosis múltiple plantea un gran desafío para probar la causalidad directa entre el riesgo de desarrollar la enfermedad y la infección viral previa. En resumen, explica que la infección por Epstein-Barr antes de los 15 años podría influir en el riesgo de desarrollar esclerosis múltiple y esta dependencia de la edad podría deberse a respuestas inmunitarias alteradas tras el contacto con el virus en la adolescencia y la edad adulta temprana. Si embargo, no está claro por qué la esclerosis múltiple se manifiesta en algunas personas y en otras no. 

Así, recuerdan que "la enfermedad no sigue un patrón de herencia convencional", asociado a un único gen, sino que se han identificado más de 200 genes que parecen conferir al individuo un mayor riesgo de desarrollarla cuando se expone a los referidos factores ambientales. Lo que sí se sabe es que es una enfermedad crónica autoinmune, inflamatoria y degenerativa del sistema nervioso central, y es el trastorno neurológico discapacitante no traumático más común en los adultos jóvenes de los países desarrollados; y que ha aumentado en el mundo en las últimas décadas. 

Por otro lado, advierten de que muchos los estudios realizados para tratar de identificar cuál, o cuáles, son los factores ambientales directamente relacionados con el desarrollo de la enfermedad "sin que hasta ahora haya podido establecerse una relación definitivamente consistente con ninguno de ellos." 

Haber tenido mononucleosis no implica el desarrollo de la...
Comentarios