miércoles. 08.12.2021 |
El tiempo
miércoles. 08.12.2021
El tiempo

Manel Monteagudo, una historia tan 'increíble' como difícil de creer

Monteagudo, en su casa. SALVADOR SAS (Efe)
Monteagudo, en su casa. SALVADOR SAS (Efe)
La historia del vecino de Noia que supuestamente estuvo 35 años en coma está en entredicho por las incoherencias del relato

La conmovedora historia de Manel Monteagudo, o la de José Manuel Blanco Castro, que es el verdadero nombre de este vecino de Noia que dice haber estado 35 años en coma después de haber sufrido una caída en Irak, parece hacer aguas al darse una serie de contradicciones en su relato que lo han convertido en el tema del día en las redes sociales.

La versión de Monteagudo es que, tras enrolarse con 22 años en la Marina, acabó por sufrir en Irak el accidente que supuestamente le habría hecho perderse 35 años de su vida, hasta 2014. Su novia entonces, quien actualmente es su esposa, era estudiante de enfermería y se habría encargado de cuidarle en una habitación en Vigo, después de haber pasado por hospitales en Basora y A Coruña.

Lo que no encaja es que durante su prolongado estado de inconsciencia ha tenido dos hijas y hay vecinos de Noia que aseguran que este hombre ha vivido en su barrio durante al menos tres décadas. Nadie de su entorno, ni siquiera su mujer o sus hijas, ha querido prestar declaración para corroborar tan increíble historia, llena de adornos y tópicos que se resumen en una nostalgia sobre los valores y visión del mundo de antaño frente a una fascinación por las facilidades y avances tecnológicos surgidos durante una siesta de tres décadas y un lustro.

Por otra parte, Monteagudo luce un aspecto muy saludable para haber pasado 35 años de su vida postrado e inconsciente, lo que, si fuese cierto, sería un récord mundial. Y es que Munira Abdulla figura en el Libro Guinness de los Records como la persona superviviente tras más años en coma, 27. El gallego, al ser preguntado por este periódico si sabía que nadie en el mundo se había despertado después de tantos años en coma, respondió que "Eso me dixeron, son un caso único no mundo".

OTRAS HISTORIAS | Paco Sanz, el 'hombre de los dos mil tumores' que estafó 250.000 euros a más de 8.000 personas 

Según el relato de Monteagudo, ni siquiera habría padecido grandes secuelas al despertarse, algo sorprendente, ya que otras personas que han sufrido comas de larga duración no son capaces de desenvolverse por sí mismas y mucho menos de caminar.

Otro punto discordante es que, según su propio estado de Facebook, se casó en 1983, cuatro años después de haber sufrido el accidente. No obstante, si es que realmente se hubiese casado, el niega rotundamente recordarlo, ya que según aseguró a declaraciones a este medio, tan solo recuerda "nítidamente o momento do accidente dunha altura cando estaba facendo traballos como oficial electricista naval, despois xa o espertar", señala.

Por si fuera poco, en las diversas entrevistas que ha dado en las últimas semanas, en las que ha aprovechado para promocionar su libro De mariño a poeta, ha utilizado una serie de expresiones impropias de alguien que se haya perdido las décadas de los 80, 90 y 2000, como cuando narró la anécdota de cuando supuestamente se enteró de que España había ganado el Mundial de 2010. Preguntó si los otros eran "cojos", puesto que "¡siempre nos quedábamos en cuartos!". Se trata de un recuerdo que no pudo tener ya que España nunca se quedó en cuartos en el periodo que abarca desde la fecha de su nacimiento (1957) y el año que entró en coma.

Una larga lista de incoherencias a las que, por el momento, Monteagudo no ha querido dar ninguna explicación. "Francamente, nadie más que yo lo puede confirmar", comenta al ser preguntado por si hay alguna persona que pueda confirmar su historia.

Manel Monteagudo, una historia tan 'increíble' como difícil de creer