Lunes. 24.06.2019 |
El tiempo
Lunes. 24.06.2019
El tiempo

KARMELE MARCHANTE, PERIODISTA

"Ahora estoy cargando contra Inés Arrimadas; está loca perdida"

Karmele Marchante, en la librería Trama. XESÚS PONTE
Karmele Marchante, en la librería Trama. XESÚS PONTE

Millones de mujeres y niñas salen de Nigeria y llegan a los prostíbulos de europa. Karmele Marchante viajó durante seis meses para escuchar sus historias e hizo sobre ellas el libro 'Puta no se nace', que presentó este lunes en la librería Trama de Lugo
 

Karmele Marchante es periodista y feminista radical. En los años 70 fue cofundadora de la revista Ajoblanco y de El Club de las 25. Su paso por los platós de televisión no dejan entrever el activismo de Marchante (Tarragona, 1946). El libro que presentó este lunes en Lugo, sí. Puta no se nace es un alegato abolicionista a partir de las voces de las víctimas de trata. Este martes estará en la librería Bahía de Foz a las 20.30 horas.

¿Cuándo descubre el feminismo? 
Leyendo un libro de Lidia Falcón, Mujer y sociedad, me lo tragué y me lo esnifé. Yo era una joven periodista, cogí el listín de teléfono, llamé a Lidia y le dije: "Quiero ser como usted". 

¿Por qué hablar de prostitución en este momento? 
Porque el feminismo está que si prostitución, legalización... Yo soy abolicionista, entonces pensé que tenía que hacer algo y me decidí por testimonios de mujeres prostituidas. Estuve viajando seis meses para poder hacer este libro. Las ONG españolas no me dejaban investigar, así que me fui con una ONG inglesa. Estuve en los campos de mujeres refugiadas en Europa, después me fui a Nigeria para hacer la ruta de la trata. 

¿Qué pasó con las ONG?
 Son los reinos de taifas, hay que darles caña porque no hacen nada. Reciben dinero de la gente y del Estado y no dejan investigar. 

Es un sistema sumergido con una gran estructura, ¿pudo hablar con los responsables? 
No, hablé con las niñas y las mujeres. También me hice las rotondas y carreteras de grandes ciudades. No quería hacer un libro académico como la mayoría que se hacen sobre prostitución.

Desde el feminismo se debate sobre ellas y, muchas veces, sin contar con ellas... 
He creado una corriente dentro del abolicionismo en la que quiero que hablen ellas, no hablar por ellas. Entrevisté a mujeres de 27 nacionalidades diferentes y ninguna sabe la diferencia entre abolición y legalización. 

¿Que opina de los sindicatos de prostitutas? 
Entrevisté a Hetaira y lo del sindicalismo es una cosa patética. ¿Con quién te vas a sindicar? ¿La patronal van a ser los proxenetas que te explotan? Es imposible. La industria del sexo es muy potente, ingresa 5 millones de euros diarios en el Estado español.

Usted no hace diferencias entre la prostitución y la trata.
Es un pez que se muerde la cola. Sin trata no habría prostitución. Todas las mujeres que la ejercen en el Estado español provienen de la trata.

¿No hay mujeres españolas que se prostituyan?
Muy pocas, el 98% de las mujeres provienen de la trata. Hay pocas que lo hagan libremente. 

El sistema patriarcal como telón de fondo... 
Y neoliberal. Ahora estoy cargando contra la Inés Arrimadas que se ha inventado el feminismo liberal, que a ver de dónde sale esa corriente... ¡Se la han inventado! La llamo obsesión Arrimadas, porque está loca perdida. 

Las mujeres de los invernaderos de Almería tampoco hacen su trabajo libremente. 
No hay nadie que haga ese tipo de trabajo porque quieran. Pero en la prostitución a ninguna le gusta que la penetren por diversos sitios 50 hombres diarios. Entonces no lo hacen queriendo, eso es la primera premisa.

Los cuerpos de las trabajadoras de los invernaderos también sufren.
Estamos en un sistema patriarcal, neoliberal y capitalista que explota el cuerpo de las mujeres. Ese es el guion y yo no salgo de él.

¿Cómo le afectó emocionalmente hacer este libro? 
Por las noches lo pasaba muy mal, en las entrevistas con las niñas había momentos que tenía que apagar el magnetofón y recomponer la cabeza.

¿El feminismo avanzó desde los 70 hasta hoy? 
Avanzamos, pero falta mucho. No hay que estar en un mundo de Heidi y decir que la prostitución se acabará por ser abolicionista. Hay que cambiar el orden mundial, es mucho dinero el que mueve.

"Yo quiero quemar la RAE con ellos dentro. Soy una feminista radical"

Karmele Marchante, en la librería Trama. XESÚS PONTE (2)

EL FEMINISMO es tendencia. Marchante lleva casi 40 años como activista y observa este auge con cierto escepticismo.

Se habla mucho de feminismo y de campañas como Me Too.
Y yo estoy muy en contra. Llega el 8-M y todos los partidos se ponen el lacito morado. El año pasado hicimos Las periodistas paramos y éramos las de siempre: vagas, feas, bigotudas y elitistas. Al ver que estábamos todas en la calle, corrieron a ponerse el lazo. El feminismo de salón me cabrea.

¿Que se hable más de feminismo no es mejor?
Se habla más, pero peor. Está de moda, da audiencia, pero al pasar el día ya se olvida.

El "todas y todos" se institucionalizó. 
Yo me lo cargo. Si te rompes la cabeza encuentras palabras para no decir "todos y todas". Yo quiero quemar la RAE con ellos dentro, y la conferencia episcopal. Soy feminista radical.

"Ahora estoy cargando contra Inés Arrimadas; está loca perdida"
Comentarios