jueves. 02.04.2020 |
El tiempo
jueves. 02.04.2020
El tiempo

Rechazadas las alegaciones al reglamento del pleno de Sarria

Una de las últimas sesiones plenarias en Sarria. AEP
Una de las últimas sesiones plenarias en Sarria. AEP
El Concello desestima los escritos de PP y PSOE y mantiene el límite de tiempo y un máximo de dos mociones por grupo y sesión

El Concello de Sarria ha rechazado el grueso de las alegaciones presentadas por los grupos municipales de PP y PSOE al reglamento de funcionamiento del pleno, el cual mantiene el límite de tiempo en las intervenciones, así como el de mociones, ruegos y preguntas que podrá formular cada grupo político por sesión.

Ambos partidos habían registrado alegaciones al reglamento aprobado inicialmente por el pleno el pasado 28 de noviembre. Las cuestiones de fondo que plantearon quedaron rechazadas, aunque sí se aceptaron algunas apreciaciones de forma.

Entre otros asuntos, tanto PP como PSOE mostraron su desacuerdo con el establecimiento de un máximo de nueve minutos para cada una de las intervenciones (seis para la principal y tres para la réplica), además de oponerse a la presentación de un tope de dos mociones, tres ruegos y cinco preguntas por sesión y grupo.

“Entendemos que el reglamento no debería limitar ni la forma ni el número de las mociones, como tampoco el tiempo para su defensa”, defendió el PP, para quien esta normativa “cercena los derechos de los concejales de la oposición a realizar su labor de control y fiscalización”.

“Con este reglamento no se constriñe a los concejales a ejercicios imposibles de síntesis”

También para el PSOE, esta limitación “constituye una medida de restricción de derechos fundamentales”. Ambos partidos alegaron, además, cuestiones de legalidad que fueron descartadas en sendos informes de secretaría.

Según el secretario municipal, el reglamento orgánico del pleno de Sarria establece un marco “razonable” que incluso “es más generoso” que otras normativas similares de la provincia de Lugo.

“Con este reglamento no se constriñe a los concejales a ejercicios imposibles de síntesis” dado que, incluyendo solo las mociones, ruegos y preguntas que podría formular la oposición, la duración de la sesión plenaria podría rondar las cinco horas, tiempo suficiente para “exponer y dejar constancia de los diferentes criterios políticos”, dice.

El reglamento en cuestión fue aprobado provisionalmente con los votos a favor del grupo de gobierno (Camiña Sarria y Benjamín Escontrela) y de los ediles del BNG, mientras que PSOE y PP mostraron su desacuerdo. Tras dar contestación a las alegaciones tendrá que ser llevado de nuevo a pleno para su aprobación definitiva toda vez que la sesión del pasado lunes fue suspendida por el coronavirus.

El Concello comprará un cronómetro para regular el tiempo de las intervenciones cuando entre en vigor el nuevo reglamento.

Rechazadas las alegaciones al reglamento del pleno de Sarria
Comentarios