"Me siento humillado"

Charly cree que se le faltó al respeto "como persona, no como entrenador" con la destitución como preparador de la Sarriana a falta de dos jornadas para el final del play off de ascenso
Charly sigue un partido. AEP
photo_camera Charly sigue un partido. AEP

La Sarriana ha dado un giro brusco e inesperado en el tramo final de la temporada de Autonómica Preferente al prescindir de los servicios de su entrenador, Carlos Alberto Díaz, Charly, en plena fase de ascenso a Tercera División. El técnico ya no estará en el banquillo en el decisivo partido del próximo fin de semana, ante el Boiro, en el que los sarrianos se juegan buena parte de sus opciones de seguir vivos en la pelea por el cambio de categoría.

El ya extécnico del equipo sarriano se mostró decepcionado por todo lo sucedido y lamenta la falta de respaldo que ha sentido desde hace meses. "Me siento defraudado y humillado, pero no como entrenador, sino como persona. Ha sido una temporada dura, con mucho desgaste porque al principio no se sabía si se jugaba o no, después todo ha ido rápido, pero con parones. Nunca sentí el respaldo de la directiva, sobre todo en cuestiones de disciplina interna, y ahora me echan a falta de dos jornadas para la conclusión del play off, cuando todavía teníamos opciones matemáticas y reales de pelear por el ascenso. Insisto en que la falta de respeto ha sido como persona, no como entrenador, ya que siempre hay que estar preparado para este tipo de cosas", señaló.

La temporada del club de A Ribela estaba siendo muy buena a nivel de resultados. De hecho, concluyó en la primera posición del grupo lucense de Preferente, con 21 puntos, cuatro más que el segundo, y un balance de seis triunfos, tres empates y una única derrota, encajada además en la última jornada, cuando ya tenía asegurada la clasificación para la fase de ascenso. "Tengo la conciencia muy tranquila por haberlo dado todo y más desde que me hice cargo del equipo. Creo que la trayectoria fue muy buena y en el partido ante el Lemos apostamos por limpiar tarjetas y dar minutos a muchos jugadores que no habían tenido protagonismo", señaló.

El arranque del play off dejó una derrota por la mínima en el campo del Montañeros y un empate sin goles ante el Sofán. Este fue el último partido de Charly al frente de equipo, ya que la directiva le comunicó su destitución en la noche del lunes.

Charly barruntaba que podía pasar algo tras el 0-0 ante el Sofán. "Parecía que siempre había algún problema. Cuando ganábamos resulta que encajábamos muchos goles y después parece que teníamos que ganar sí o sí a Montañeros y Sofán", señaló, dejando bien claro que pese a estar "tocado ahora mismo" planea continuar en los banquillos.

Jaime Paz suena como recambio en el banquillo

Según publica el portal de fútbol provincial futbolinlugo, el nombre que más suena para tomar el relevo de Charly en el banquillo de la Sarriana para los dos encuentros que restan para la conclusión de la temporada es Jaime Paz, un técnico con gran experiencia en las categorías de base, con pasado en el CD Lugo y en el Deportivo, y que también estuvo en el extranjero.