lunes. 30.11.2020 |
El tiempo
lunes. 30.11.2020
El tiempo

Un grupo de empresarios dará nueva vida a la antigua Aplihorsa de A Pobra

Instalaciones de la antigua planta, situada en las proximidades de la LU-546. VILA
Instalaciones de la antigua planta, situada en las proximidades de la LU-546. VILA
La compra de la fábrica de hormigón lancaresa, en desuso desde hace años, se hizo efectiva este miércoles con el fin de recuperar la actividad en pocos meses tras una inversión de 1,5 millones

Un grupo de empresas de distintos puntos de Galicia acaba de adquirir la antigua fábrica de Aplihorsa (Aplicaciones del Hormigón) de A Pobra de San Xiao (Láncara), donde prevé realizar una inversión de 1,5 millones de euros para volver a producir en los primeros meses de 2021.

Son unos 20.000 metros cuadrados de terreno en los que se asientan dos naves y otra construcción que en su día albergó oficinas, situadas junto a la carretera LU-546, las cuales se encuentran sin uso desde hace ya años.

La empresa entró en concurso de acreedores y, dentro de este procedimiento concursal, este miércoles se formalizó la venta en una notaría de la provincia de A Coruña.

Los compradores son un grupo de empresarios —uno de ellos vecino de Láncara— que quieren recuperar la actividad en esta fábrica con productos "relacionados co mundo do formigón" y con una clientela potencial del sector de la construcción a nivel gallego.

Según la previsión con la que trabajan, estarían operativos en los meses de "marzo ou abril" del próximo año, para lo cual será necesario reformar previamente las instalaciones, que ahora se encuentran abandonadas, y comprar diversa maquinaria industrial, todo ello con un coste aproximado de 1.500.000 euros.

La recuperación de la actividad en el sector del hormigón y los prefabricados permitirá crear "de sete a dez empregos directos" con la expectativa de "poder chegar a 20 no futuro", señalaron.

El alcalde, Darío Piñeiro, asegura que la operación será muy beneficiosa para el concello dado que creará una decena de empleos

Para ello, trabajan ya en los proyectos de obra, que deberán presentar en el Concello para la petición de la licencia. Desde el gobierno, el alcalde, Darío Piñeiro, ofreció colaboración y destacó la importancia de esta actividad para el futuro del municipio.

Según dijo, el Ayuntamiento actuó como intermediario y prestó su ayuda para que la operación llegase a buen puerto dado que "nos tempos que corren é moi importante a creación de emprego".

"Estou moi satisfeito por este logro, que para min é dos máis importantes desta lexislatura", aseguró el mandatario lancarés, quien explicó que el Concello colaborará con la iniciativa mediante la urbanización de una pista.

El proyecto contó también con la contribución del abogado lancarés Jesús Sánchez Veiga, quien trabaja en el bufete coruñés Garrigues y ejerce la representación de Aplihorsa. Este letrado recuerda cuando era niño y acompañaba a su abuela a limpiar las oficinas de la antigua fábrica, que en la década de los 70 del pasado siglo empleaba a muchos de los vecinos del municipio, en la que era la principal actividad industrial del momento junto con el matadero de aves y la venta de muebles.

El destino quiso que se viera implicado en esta operación que, según dijo, tuvo también la colaboración de la administración concursal y permitirá que la fábrica retome la actividad dentro del mismo sector en el que funcionó en su día, pero "modernizada e adaptada aos tempos actuais".

"Síntome moi contento de poder contribuír a que se faga algo positivo para o meu pobo e que unha fábrica que estaba en ruínas se poida reactivar", manifestó.

Aplihorsa tenía otra planta en el municipio coruñés de Carballo que también fue vendida hace unos meses a otros inversores.

Un grupo de empresarios dará nueva vida a la antigua Aplihorsa de A...
Comentarios