El Concello de Sarria aporta 200.000 euros a la residencia para poder pagar las nóminas

La junta rectora del geriátrico abordó una inspección de la Xunta que detectó deficiencias en este centro sarriano
Residencia de Sarria. AEP
photo_camera Residencia de Sarria. AEP

El Ayuntamiento de Sarria transferirá unos 200.000 euros a la residencia de mayores Nosa Señora do Carme para poder abonar las nóminas a los trabajadores de este mes, de diciembre y la paga extraordinaria. Esta aportación será llevada este jueves al pleno.

Este fue uno de los asuntos abordados este miércoles en una reunión extraordinaria de la junta rectora del geriátrico convocada a petición de la oposición. A esta no pudo acudir el edil de Servicios Sociales y presidente de la junta, Benjamín Escontrela, por razones de salud y así se lo comunicó a los grupos.

El alcalde, Claudio Garrido, explicó que se hará la transferencia al centro al agotarse la partida de personal. Escontrela apuntó después que la residencia tiene fondos, pero por el funcionamiento de la administración pública se debe hacer este trámite. De ser aprobado se tendrá que convocar un pleno extraordinario para levantar reparo. El portavoz del PP, José Manuel Bello, reprochó que se "espere ao último momento" para resolver la problemática.

Otro de los asuntos fue un acta de inspección de servicios sociales de la Xunta de este mes que detalla deficiencias en el centro. El documento apunta al mal estado de las instalaciones y la falta de personal, como de enfermería 24 horas, dirección o trabajadores que hagan estimulación cognitiva.

También se refiere al funcionamiento del centro, como a la aplicación de medidas de sujeción de los usuarios, en las que no se actúa según el protocolo de inspección, indica. Hace referencia, además, a que no figuran o justificantes de pago de usuarios, inventarios de pertenencias, registros de caídas y de cambios posturales, las curas realizadas a personas con úlceras o que no se revisaron los planes de atención individualizada.

Este asunto será abordado en otro encuentro. Escontrela indicó después que las deficiencias son «más o menos las mismas» que en inspecciones de años anteriores. Afirmó que el centro precisa de una reforma y que no hay personal para cubrir las necesidades.

El portavoz del BNG, Efrén Castro, dijo que se deben dar "moitas explicacións" sobre la inspección por mostrar "moitas deficiencias do edificio e temas administrativos e de atención máis graves". También ve "rara" la relación de Escontrela con el Concello al dirigirse al mismo a través de escritos para hacer consultas sobre asuntos que, según un informe, son responsabilidad del centro.

El socialista Diego López aseguró que el funcionamiento de la residencia "é o mesmo que hai moitos anos, nin mellor nin peor".

Comentarios