viernes. 23.04.2021 |
El tiempo
viernes. 23.04.2021
El tiempo

El Camino habla gallego en una Semana Santa atípica

Jorge López, en Vigo de Sarria, con tres peregrinos gallegos. VILA
Jorge López, en Vigo de Sarria, con tres peregrinos gallegos. VILA
Los pocos peregrinos que recorren la ruta estos días proceden de la comunidad. Algunos albergues no abren y otros lo hacen con reserva

Pocos peregrinos y prácticamente todos gallegos. Es el resumen de una Semana Santa atípica en el Camino de Santiago. La Oficina del Peregrino recibió este jueves por la mañana a 58 personas, en una jornada festiva que en otras circustancias estaría en apogeo.

Tanto en la oficina de turismo de Sarria como en la sede de la Asociación de Amigos do Camiño de Santiago na Comarca constatan que los peregrinos que se ven estos días proceden casi en su totalidad de la comunidad gallega, fruto de los cierres perimetrales.

"Atendemos xente de Friol, Vilalba, A Coruña, Arteixo...", explica Jorge López, presidente de la Asociación de Amigos do Camiño, que detecta un "pequeno repunte" en la afluencia de los últimos días, pero muy lejos de las cifras habituales en el Camino Francés.

Según dice, es la oportunidad para muchos gallegos de redescubrir esta ruta de peregrinación. Algunos se decantan por usar el servicio del Xacobús y en su mayoría comienzan en O Cebreiro.

Desde allí partieron este jueves tres jóvenes, dos de ellos de Sarria y el tercero de Santiago, que en un solo día completaron los casi 40 kilómetros que separan O Cebreiro de Sarria y que a su llegada animaron a vivir esta experiencia.

Entre los pocos peregrinos que se dejaban ver por la Rúa Maior se cuentan dos vecinos de Vitoria, quienes recorren estos días la ruta jacobea con un carrito promocionando los productos de su tierra.

A la hora de alojarse no encuentran problema porque hay varios albergues abiertos, pero no todos. En unas fechas que normalmente venían marcadas en el calendario para la apertura generalizada, las restricciones de la pandemia han hecho que algunos prefieran esperar un poco para abrir y que otros lo hagan bajo reserva.

El Camino habla gallego en una Semana Santa atípica
Comentarios