Retumbar de carcajadas en A Mosqueira

David Amor, Oswaldo Digón y Danny Boy llenaron la plaza y deleitaron con sus monólogos a un público ávido de diversión. "Estou máis nervioso que Baltar nun control de tráfico e máis confundido que a neta de Ana Obregón o día da nai", espetó Digón
 
Público asistente al festival de monólogos 'San Froilán Sorri', en A Mosqueira. XESÚS PONTE
photo_camera Público asistente al festival de monólogos 'San Froilán Sorri', en A Mosqueira. XESÚS PONTE

Hacer reír es un arte que este jueves bordaron sobre el escenario de A Mosqueira tres grandes de la comedia: David Amor, Oswaldo Digón y Danny Boy. El espectáculo San Froilán Sorri, que atestó la plaza, arrancó con la actuación de David Amor, quien despertó las carcajadas de los presentes con su retranca gallega y sus referencias a Lugo. "Tedes a muralla igual que o ano pasado, nin recebades nin nada. Pechades e listo. Aquí sodes moi de pechar. Pechastes Valentino, Vértigo, Rivendel... E os máis novos non vos riades, que moitos de vós estades aquí grazas a eses locales", espetó. El humorista pontevedrés —que sustituyó a última hora a David Perdomo— no defraudó y afinó el ingenio para sacarle punta a temas de actualidad, como la huelga de hambre de la madre de Luis Rubiales, y a otros más manidos, como las aventuras de los gallegos por el mundo.

Su intervención dio paso al monólogo de Oswaldo Digón, que abordó la ansiedad desde la perspectiva del humor. El cómico lucense, natural de San Román de Cervantes, habló con ironía de la pandemia, la asistencia sanitaria telefónica o los grupos de wasap de padres. "Penso nesas cousas e non durmo. E cando non durmo leo cousas sinxelas, libros como Teo va en barco, Teo va al zoo ou a biografía de Sergio Ramos", dijo. Digón divirtió al público con reflexiones como: "Estou máis tenso que Baltar nun control de tráfico", "estou máis confundido que a neta de Ana Obregón o día da Nai" o "hai xente moi triste, como a que vai a McDonalds e pide unha ensalada". El humorista llenó el escenario con su ingenio y dejó al público con buen sabor de boca para recibir al último monologista del cartel: Danny Boy-Rivera, conocido por sus apariciones en programas de televisión como La resistencia.

Danny Boy —natural de la localidad coruñesa de Ferrol— siguió la línea de sus predecesores y ofreció a lucenses y visitantes un espectáculo original y divertido; una miscelánea de temas sin concesiones al aburrimiento. Su actuación clausuró un San Froilán Sorri que puso el toque de humor a unas patronales con clima estival y ambiente veraniego

Comentarios