jueves. 21.01.2021 |
El tiempo
jueves. 21.01.2021
El tiempo

La ocupación hotelera se desplomó este puente por los confinamientos

Centro do Viño da Ribeira Sacra decorado con motivo del Samaín. L.A.R.
Centro do Viño da Ribeira Sacra decorado con motivo del Samaín. L.A.R.
Las anulaciones de reservas de madrileños, coruñeses y pontevedreses dejaron al turismo rural en un 28%, a los hoteles en un 31 y a las viviendas de uso turístico en solo un 5%

La gerente del Consorcio de Turismo da Ribeira Sacra, Alexandra Seara, dice que tanto los propietarios de alojamientos como el sector de la hostelería tenían puesto sus ojos en el Puente de Todos lo Santos como un pequeño salvavidas, ya que desde siempre se llenaban los establecimientos de gente llegada, principalmente, de Madrid y de las provincias gallegas de A Coruña y Pontevedra. El cierre decretado debido a la pandemia para ciudades y comunidades autónomas ha dado al traste con las previsiones.

Hace quince días, las casas de turismo rural tenían una previsión de ocupación del 84% , aunque esperaban llegar casi al completo absoluto. La situación sanitaria propició la anulación de cientos y cientos de reservas para quedarse en un 28%.

Tampoco se libraron los hoteles de tres y cuatro estrellas. Su previsión era llenar el 61% de las camas, pero finalmente se han tenido que conformar con llegar al 31.

La caída de reservas fue brutal en el caso de las viviendas de uso turístico, el nuevo boom de la Ribeiras Sacra. Estaban reservadas el 57% de las registradas oficialmente, pero a fecha de ayer solo se ocuparon el 5% de ellas.

Alexandra Seara señaló que la ocupación media de "aloxamento do mes de novembro de 2019 foi do 57%, cifras abraiantes que se agardaban superar este ano. Esta vez non pasamos do 20%, nin tan sequera na que sería unha boa ponte para visitantes procedentes de Madrid e outras comunidades autónomas".

Seara indicó que los profesionales del sector turístico no dudaron en manifestar que se trata de "un novo golpe ás posibilidades de facturación".

CIERRE. Es por ello que la gerente del Consorcio haya dicho que tras "as declaracións das autoridades que apunta a manter o peche das cidades galegas durante as seguintes fins de semana, o máis seguro é que o sector poña fin á actividade ata a vindeira tempada".

Seara lamentó que se pueda perder diciembre, otro salvavidas para un sector maltrecho.

La ocupación hotelera se desplomó este puente por los confinamientos
Comentarios