viernes. 19.07.2019 |
El tiempo
viernes. 19.07.2019
El tiempo

En el interior también hay playa

Playa de A Cova en una jornada de tarde de este verano. ANA RODIL
Playa de A Cova en una jornada de tarde de este verano. ANA RODIL

La popularidad de A Cova, en el río Miño, se ha disparado. La zona se llena de visitantes, especialmente los fines de semana

La playa de A Cova, en el río Miño a su paso por O Saviñao, se ha convertido en una alternativa imprescindible para combatir las altas temperaturas en la Ribeira Sacra lucense. Vecinos y visitantes llenan a diario este espacio, que hasta hace poco era solo una referencia para la población local. La puesta en marcha de un complejo gastronómico y de ocio, la adecuación de las instalaciones y el efecto llamada de las redes sociales han impulsado la zona y es habitual que, especialmente los fines de semana, haya problemas para aparcar en las inmediaciones.

Las propuestas de esta playa fluvial son varias. Además de tomar el sol, disfrutar del paisaje (la playa se ubica muy cerca de O Cabo do Mundo, uno de los lugares más emblemáticos de la Ribeira Sacra del Miño) o tomar algo en el complejo gastronómico, la oferta deportiva crece cada año y se puede disfrutar del entorno tanto en el agua como en tierra.

NUMEROSAS ACTIVIDADES. La mayor parte del año las aguas del río Miño a su paso por A Cova permanecen tranquilas, lo que facilita la realización de distintos deportes acuáticos. Hay disponibles rutas hasta la isla de Maiorga (ya en el municipio de Pantón) en kayak biplaza y tablas de paddle surf de una plaza. La duración aproximada de los trayectos es de dos horas. También hay un servicio de maxitablas de paddle surf de ocho plazas, así como pedaletas y barcas a remo. Las rutas en kayak y en tablas de paddle surf permiten la contratación adicional de monitor, picnic en la isla, acampada y visita a la catarata de Augacaída.

La otra opción es disfrutar del entorno por tierra ya que son varias las alternativas de senderismo. Se ha habilitado una ruta de carácter circular por el entorno de la playa. Tiene tres kilómetros de recorrido y su nivel es fácil. También hay una ruta lineal desde la playa hasta la bodega Abadía de A Cova. Ida y vuelta suman 2,5 kilómetros pero la dificultad es elevada.

Por la zona pasa además la ruta PG-R162, que empieza en Santo Estevo de Ribas de Miño, a 18 kilómetros de A Cova, y acaba en la iglesia de Santo Estevo de Atán, también a 18 kilómetros de A Cova pero en dirección opuesta. Permite conocer las iglesias mencionadas, pasa por varios pazos, bodegas y por la cascada de Augacaída, que se encuentra a nueve kilómetros de la playa.

En el interior también hay playa
Comentarios