Afronta seis años de cárcel por abuso sexual a una menor en Chantada hace una década

El acusado era amigo de la familia de la niña, de doce años, y los progenitores la dejaron a su cargo cuando estaban en el hospital. El hombre se acogió a su derecho a no declarar
El acusado, en el juicio celebrado en la Audiencia Provincial de Lugo. SEBAS SENANDE
photo_camera El acusado, en el juicio celebrado en la Audiencia Provincial de Lugo. SEBAS SENANDE

El ministerio fiscal solicita una condena de seis años de prisión para un hombre, con iniciales L.R.C., acusado de abusar sexualmente de una niña de doce años de edad que presentaba una leve discapacidad intelectual, hija de unos amigos. El hombre fue juzgado en la mañana de este jueves en la Audiencia Provincial de Lugo, diez años después de los hechos, y se acogió a su derecho a no declarar

Según reza el escrito de acusación del ministerio público, el acusado era amigo de los padres de la menor y el 30 de enero de 2012 se quedó a cargo de al niña en el domicilio familiar, ya que sus progenitores se encontraban en el hospital. En un momento dado, la menor fue al baño y el acusado la siguió, le bajó la ropa y le realizó tocamientos en la zona genital. La víctima no acudió al juicio, pero la Fiscalía solicitó que se visionaran las grabaciones de su declaración en fase de instrucción, cuanto contó los hechos

El abogado de la defensa pidió la nulidad de las actuaciones al entender que la fase de instrucción se prolongó más de lo necesario y el tribunal resolverá la cuestión en la sentencia

En el transcurso de la vista oral también prestaron declaración una compañera del instituto de la víctima, una profesora y la orientadora del centro, a quienes la menor les contó en su momento que el acusado le enviaba mensajes y fotografías por Whatsapp de carácter sexual. Según explicó la orientadora, la niña se sintió incómoda y le enseñó las conversaciones con el acusado. "Me contó lo que le estaba pasando y me enseñó los mensajes y las fotos que le enviaba el hombre. Cuando vi el contenido, hablé rápidamente con el director del instituto y fuimos al cuartel de la Guardia Civil para denunciarlo", contó.

La Fiscalía lucense acusó al hombre de un delito de abuso sexual a menor de 16 años y solicitó para él una condena de seis años de prisión, cinco años de libertad vigilada y diez años sin poder aproximarse ni comunicarse con la víctima por ningún medio. El abogado de la defensa, por su parte, solicitó la nulidad de las actuaciones y, en consecuencia, la libre absolución del acusado. Según argumentó, la instrucción de la causa se prorrogó en varias ocasiones sin causa justificada, "superando los seis meses que tendría que durar", aseveró. La fiscal considera que la instrucción fue correcta y que no causó ningún tipo de indefensión al acusado. Tras escuchar los alegatos de las partes, la sala acordó que decidirá sobre la nulidad cuando dicte sentencia.

Comentarios