jueves. 05.08.2021 |
El tiempo
jueves. 05.08.2021
El tiempo

Una sociedad mercantil explotará la antigua pizarrera de Ferlosa

Mauro Faustino Mourín, José Ángel Santos y Jesús Julio Cortiña presentaron la feria, ayer en Friol.
Mauro Faustino Mourín, José Ángel Santos y Jesús Julio Cortiña presentaron la feria, ayer en Friol.
La actividad comenzará por el saneamiento de la mina con una plantilla de 40 personas

Una sociedad mercantil formada por tres personas ha decidido explotar de nuevo la mina a cielo abierto que la firma Ferlosa tenía en la parroquia de Pacios da Serra, en el municipio de Quiroga, hasta que en el año 2008 cerró por la deudas acumuladas, que ascendían a casi doce millones de euros.

Ferlosa entró en quiebra y sus instalaciones y la cantera salieron hace tres años a subasta pública, pero la sociedad que se hizo con la concesión por un montante superior al medio millón de euros decidió más tarde vendérsela a otra con sede en la comarca de Valdeorras (Ourense), que es ahora la que quiere ponerla en funcionamiento.

Fuentes consultadas por este diario señalaron que los nuevos propietarios de la explotación han realizado todo el papeleo necesario para abrir la mina de pizarra, documentos que han sido registrados hace tiempo en la Consellería de Industria, de la que esperan una resolución favorable.

Se cree, manifestaron las mismas fuentes, que no habrá problema alguno para lograr las autorizaciones, máxime cuando ha sido presentado un amplio proyecto de viabilidad de la pizarrera, que incluye un gran trabajo de saneamiento de la mina a cielo abierto.

La sociedad que se ha hecho con la cantera de Ferlosa ha adquirido maquinaria nueva y alguna de segunda mano y ha mantenido contactos con al menos 40 personas para iniciar, en cuanto dispongan del visto bueno de Industria, los trabajos de limpieza y saneamiento de la explotación.

Se sabe que por la mala gestión de los antiguos propietarios de la pizarrera estas tareas llevarán mucho tiempo, aunque se compaginarán con las de extracción de la piedra y su procesado, aunque sea en pequeñas cantidades, para garantizar la viabilidad del nuevo proyecto empresarial.


REFLOTE
Los intentos de reabrir la pizarrera de Ferlosa fueron varios. El primero de ellos lo protagonizó la firma Cupa de Valdeorras, que posee otros bancos en la zona, y cuyos técnicos estuvieron durante varios meses analizando las posibilidades de explotar las vetas. Habían determinado que la calidad de sus bancos era óptima, una de las mejores, pero que para proceder a su limpieza y su explotación de forma eficaz la inversión era demasiado elevada.

Y es que Ferlosa era una pizarrera de las más pequeñas, que creció de forma anárquica y de espaldas a las últimas normativas medioambientales. Eso y su mala gestión económica fueron los motivos de su quiebra y también las causas por las que Cupa no cerró años atrás su compra.

El otro intento para reflotar la instalación partió de un grupo de socios minoritarios que buscaron en los trabajadores que perdieron su empleo el aval para crear una cooperativa. Hubo negociaciones y en algún momento los sindicatos las dieron por exitosas, pero finalmente esta opción no llegó a cuajar.

Una sociedad mercantil explotará la antigua pizarrera de Ferlosa
Comentarios