Domingo. 21.01.2018 |
El tiempo
Domingo. 21.01.2018
El tiempo

NICOLÁS PRIETO: "CAUSÁRONME MÁIS PERDAS OS ATAQUES DOS HUMANOS QUE OS DOS ANIMAIS"

Una cámara de vigilancia capta un oso en un colmenar de Ribas de Sil

El ejemplar grabado, un macho aparentemente joven
El ejemplar grabado, un macho aparentemente joven
El dueño la instaló porque le robaron varios enjambres y, sin pretenderlo, grabó al plantígrado

Nicolás Prieto es uno de los principales productores de miel de la provincia de Lugo. Tiene un millar de colmenas distribuidas por diferentes puntos de los municipios de O Courel, Quiroga, Ribas de Sil y A Pobra do Brollón y hace un tiempo comenzó a sufrir saqueos en algunas de ellas. Los ladrones se llevaban enjambres, panales y colmenas completas. Por ello, el pasado verano valló los colmenares y puso dispositivos de seguridad que toman imágenes de las parcelas. Entre el bruto de las instantáneas captó, de manera fortuita, un oso entrando en un apiario de Ribas de Sil.

El martes, un vecino alertó a Nicolás Prieto de que un colmenar que tiene cerca del río Sil estaba parcialmente destrozado y su padre se acercó a revisar las instalaciones. Allí la familia dispone de medio centenar del colmenas. De esa cifra una estaba completamente desmontada y los restos de los panales por el suelo. Otras tres estaban volcadas, pero los enjambres seguían dentro. Al padre de Nicolás Prieto le extrañó la escena porque en otras ocasiones los ladrones se llevaban la colmena completa, el tejado o los enjambres y la zona quedaba limpia. Esta vez estaba todo desparramado por el suelo. Se fue a casa con el material de grabación para revisarlo y pensando en que alguien, alguna persona, le había querido hacer daño.


"
A verdade é que me alegrei de que fora un oso e non un veciño", explica el propietario


La sorpresa fue cuando su hijo, Nicolás Prieto, repasó el material del dispositivo de toma de imágenes. A las 01.09 horas del día 18, es decir, la madrugada del domingo al lunes, un oso había entrado en el alvar (como se le llama en Quiroga al colmenar) y la cámara lo había captado a la perfección. "A verdade é que me alegrei de que fora un oso e non un veciño", explica. "Creo que foi un feito puntual, illado, o oso estaría de paso e cuadroulle parar alí, atopou mel e aproveitou. Non creo que volva porque semella un macho novo que está de paso. Pero é curioso ter unha imaxe del", explica.

Nicolás Prieto sabe que el oso empieza a moverse por O Courel. En 2014, se tomaron imágenes del animal en la aldea de Seceda y este invierno se vio su rastro en Ferreirós entre la nieve, pero no se tenía constancia de que se moviese hasta cotas tan bajas como Ribas de Sil.

El apicultor volvió al alvar tras ver las imágenes y cree que el oso entró por la ladera del monte o por el río, que son las únicas zonas que están sin cerrar. Cogió una colmena con las patas delanteras, la movió unos metros hasta un punto más llano y allí la desmontó y se comió la miel, su alimento preferido. En algún momento debió rozar otras tres estructuras y quedaron semivolcadas. "Perdemos a colmea que abriu porque como choveu estivo mollándose dous días ata que fomos alí. Ás que quedaron volcadas entroulles algo de auga pero creo que se salvan", explicaba este jueves. Insiste en que no tiene nada contra los osos porque "son ataques moi puntuais. Os técnicos de Medio Ambiente faláronme da posibilidade de colocar un pastor. Gústalle o mel e veu de visita", razona.

Una cámara de vigilancia capta un oso en un colmenar de Ribas de Sil