domingo. 20.09.2020 |
El tiempo
domingo. 20.09.2020
El tiempo

Patiño carga de nuevo contra Rajoy y Feijóo

Patiño celebró este domingo una misa reivindicativa en la LU-P-2204 para exigir seguridad e inversión en la carretera

El párroco de Momán, en el municipio de Xermade, Luís Angel González Patiño, ha vuelto a pedir este lunes la excomunión para el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy.

No es la primera vez que González Patiño da este paso. De hecho, incluso ha recordado que en el Obispado le pidieron, cuando lo hizo con anterioridad, que "no" diera nombres. "Yo contesté: parece mentira que no conozcas el catecismo de la Iglesia Católica. El de que todo aquel que haga daño a las personas, sea directa o indirectamente, no puede estar porque perjudican la vida y aquel que va contra la vida no merece estar dentro de la Iglesia Católica", ha remarcado.

"Aquellos que tienen que ejercer la función pública para el bien común tienen que utilizar todos los instrumentos que tienen a su alcance para que no se cometa ninguna violación de los derechos humanos y tenemos escándalos todos los días", ha esgrimido.

Patiño se apoya al pedir la excomunión para Rajoy en que, "como católico, apostólico y romano, no se comprende que se anduviera disculpando por Blesa, Rodrigo Rato o Bárcenas".

En el blanco de sus críticas también ha situado al presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, por los supuestos retrasos en la administración de medicamentos a afectados de hepatitis C.

"Pedí la excomunión de Rajoy porqué ejerce una función pública, es el presidente y no está actuando con todas las armas a su alcance. No se me caen los anillos por pedirla", ha remarcado.

MISA REIVINDICATIVA. Patiño convocó a sus fieles este domingo a una nueva misa reivindicativa en la LU-P-2204 por San Cristóbal, el patrón de los conductores. Y respondieron. Alrededor de un centenar de personas rezaron con él contra los baches y la maleza, para exigir seguridad e inversiones en la carretera que va de Momán a As Pontes en particular, pero en todas las carreteras del rural en general.

"Jesús es el camino de la vida. Esta carretera es el camino de la muerte. La Galicia rural paga sus impuestos", rezaba una pancarta frente al improvisado altar. Al lado, con una llanta delante, otra se preguntaba: "¿Nuestros impuestos?, ¿plan Miner?, ¿subvenciones?, ¿proyectos y modificados? ¿Dónde están? Suíza, Andorra, Caimán, Bahamas, Tesorería".

En este escenario, con varias pistas llenas de coches aparcados que recordaban más a unas patronales que a una misa de domingo, Rodríguez Patiño, que llegó un poco tarde por otra de sus reivindicaciones -la falta de curas y la acumulación de misas- dirigió sus críticas a los políticos.

Sin pelos en la lengua y sin medias tintas, el párroco cargó contra las administraciones, tanto las dos diputaciones titulares de la vía, la de A Coruña y la de Lugo, como contra el Concello, que dijo, "también tiene responsabilidades", y exigió el arreglo de la vía.

En recuerdo de San Cristóbal, que cruzó a Jesucristo por un río muy grande por el que no se podía pasar, Patiño, a su imagen y semejanza, cogió a hombros a una niña para cruzar un charco que crearon previamente con una lona en uno de los baches de la carretera en señal de protesta.

En su escenificación, el cura, consciente de que muchos lo critican por este tipo de actuaciones pero conocedor de la fuerza que pueden acarrear sus críticas a través de los medios, bendijo luego agua, que repartió por las cunetas mientras decía: "Ayúdanos señor para que esta maleza no cause problema en tus hijos". "A estas alturas ya debería estar rozada", dijo, y lanzó también una crítica a la Guardia Civil, animando a los agentes "a ser San Cristóbal y ayudar a pasar y no esperar a que se hundan y multar".

"¿Dónde está el dinero de las aldeas? En las carreteras han ocurrido muchas muertes en Galicia. Te pido por los hijos y las madres", dijo el cura, que aseguró que "quienes están haciendo más daño en este país se llaman católicos, apostólicos y romanos".

Patiño carga de nuevo contra Rajoy y Feijóo
Comentarios