viernes. 19.07.2019 |
El tiempo
viernes. 19.07.2019
El tiempo

Qué necesitas saber para instalar una mampara de bañera sin contratar albañiles

Hacer reformas en casa puede ser algo muy complicado, ya que se necesitan herramientas y conocimientos profesionales para poder hacerlo. Sin embargo, en algunas ocasiones, puedes hacer maravillas con solo contar con los materiales necesarios.

En general, se espera que las reformas en el baño puedan hacerse sin complicaciones, cambiando un poco esto o aquello. No obstante, este tipo de trabajos no son tan sencillos como aparentan ser, por lo que se deben hacer con cuidado y con conocimientos para no cometer errores. Al tener esto en cuenta, puedes llegar a hacer reformas o instalaciones por ti mismo, solo tendrás que tener cuidado y seguir las instrucciones estrictamente.

En este caso hablamos de la instalación de mamparas de baño, por lo que es conveniente que te tomes el tiempo necesario para revisar las opciones de mamparas que hay en el mercado actual, teniendo la oportunidad de comparar precios, materiales y diseños, para que encuentres justo lo que necesites para darle a tu baño el mejor aspecto posible.

Una de las posibilidades que puedes pensar detenidamente es revisar el catálogo de mamparas de bañera de Asealia.com, el cual integra un conjunto extenso de alternativas interesantes, con modelos frontales y esquineros, que harán el trabajo de evitar que el agua se deslice fuera de la ducha. Además, los precios son muy variados, ayudándote a elegir también el precio que estás dispuesto a pagar por este tipo de barrera.

Cuidado con las tuberías

Al realizar la instalación necesitarás un taladro, un martillo y clavos, entre otras cosas, las cuales pueden ocasionar daños en las instalaciones previas del baño si no tienes cuidado con ellas. Lo mejor es que determines si en la pared en la que vas a trabajar hay alguna tubería, para evitarte sorpresas.

Asimismo, puedes hacer una marca del paso de la tubería y asegurarte de que ninguna parte del trabajo pase por el mismo punto. Por otro lado, evita hacer demasiados movimientos, ya que puede aflojarse algún punto y causar problemas graves.

Según este portal especializado de fontaneros Castellón, lo más adecuado es cerrar el agua central, de esta forma, las tuberías no tendrán doble presión mientras haces la instalación. Una vez que termines con todo el proceso, podrás volver a abrir el flujo del agua y asegurarte de que nada haya sufrido daño alguno.

Herramientas adecuadas

Un aspecto que debes tener claro desde el principio es que necesitas las herramientas adecuadas para poder realizar toda la instalación, puesto que dependerá de ello gran parte del trabajo a realizar. Puedes empezar por revisar que tu martillo y taladro (en el caso de que los tengas) estén en buen estado. Ten cuidado con las herramientas oxidadas, ya que puede que no trabajen al 100%. 

Además de esto, también necesitarás herramientas como un flexómetro, una broca de Widia, un cortador, clavos del tamaño adecuado y un nivel. Si no tienes algunos de estos elementos, puedes conseguirlos sin problemas, puesto que no son demasiado caros.

De la misma forma, según nos aconsejan desde el portal Herramientas10.Top, contar con tus propias herramientas y que se mantengan en buen estado es crucial para que puedas realizar tus trabajos lo más rápido posible y contar con un acabado inmejorable.

Después de la instalación

Al terminar de instalarlo todo, tendrás que recoger tus herramientas y proceder a limpiar el área en la que has trabajado. Ten en cuenta que si haces agujeros muy grandes con el taladro, tendrás que cubrirlos adecuadamente, puesto que pueden dañar la estética de todo tu trabajo. Además, es recomendable que saques los escombros que se hayan caído en la bañera antes de ponerte a limpiarla con cualquier detergente o producto de limpieza.

En este sentido, nos aconsejan desde este portal especializado en limpieza, que tengas cuidado con los limpiadores que utilices en cada área. Por ejemplo, en la bañera puedes utilizar un producto concentrado, como el cloro, para que mate a todos los microorganismos que se hayan podido haber concentrado durante la reforma.

Por otra parte, la mampara puede limpiarse con el uso de agua y vinagre. Ten cuidado al utilizar un paño de tejido suave, ya que no vas a querer rayar la superficie del cristal con un tejido más agresivo.

Tómate el tiempo necesario para realizar pequeños trabajos en casa, tanto para que aprendas algo nuevo, como para que puedas valorar mucho más el trabajo de los profesionales que se dedican a ello. Sin embargo, debes tener cuidado y considerar el contratar a un especialista por si lo llegas a necesitar.

Por otro lado, asegúrate de dejarlo todo limpio y desinfectado, recuerda que al hacer muchos movimientos pueden acumularse microorganismos y sustancias nocivas para la salud. También acuérdate de guardar tus herramientas correctamente para que no se dañe.

Qué necesitas saber para instalar una mampara de bañera sin...