Domingo. 17.12.2017 |
El tiempo
Domingo. 17.12.2017
El tiempo

Manuel Garrido: "Hemos vivido evasivas de todas las instituciones, pero ahí seguimos"

Manuel Garrido
Manuel Garrido
Como secretario de la asociación de vecinos As Lamas de Monforte, lucha por conseguir mejoras en el barrio. "Somos 150 socios y poco a poco hemos ido arreglando no todos, pero sí algunos de los problemas", explica

ES EL ENCARGADO de mediar con la Diputación de Lugo, el Ayuntamiento de Monforte o la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil para que las pistas del canal del regadío Val de Lemos, el camino real de Seoane o la vía que cruza hasta Currelos cumplan los mínimos requisitos de seguridad. Es el secretario de la asociación de vecinos de As Lamas y el protagonista, gracias a su constancia, de muchas de las mejoras que poco a poco se van realizando en un barrio tan complejo.

¿Cómo empezó todo en la asociación As Lamas?

Después de prejubilarme y a raíz de varios accidentes en el barrio, incluida la muerte de una chica de la asociación Prodeme, varios vecinos decidimos poner en marcha esta iniciativa. En un primer momento se intentó y quedó en nada, pero después de otro gran accidente finalmente fue posible conseguir una estructura y reclamar lo que creemos que es algo absolutamente necesario en este barrio. En un principio entré de vicepresidente, pero al cabo de un tiempo acabé haciéndome con la secretaría de la asociación.

El barrio de As Lamas ha sido protagonista de muchas páginas negras en los periódicos.

Así es. Siempre ha habido muchos accidentes en esta zona. Los coches bajan a toda velocidad y no hay nada ni nadie que haga algo para evitarlo.

¿La salida del corredor no ayudó a suavizar un poco la situación?

Nada cambió. Todo siguió como antes de que se abriera. La gente que viene desde Lugo, en lugar de entrar por la rotonda del Salón del Mueble, lo hace por la de Currelos. Es una vía para entrar a Monforte, no entendemos como hemos tenido tantos obstáculos durante tanto tiempo para que cumpla unos requisitos mínimos.

¿Cómo está la situación en esta vía?

Seguimos luchando con la Diputación, porque es de ellos. Hace seis meses enviamos un escrito y nos respondieron que nos contestarían en ese plazo, que se cumple ahora. Si no hay una respuesta, miraremos para que nos reciba el propio Darío Campos, porque los coches siguen pasando a máxima velocidad. Necesitamos pasos elevados como se han puesto en otras zonas de Monforte. Metieron unas chapas que no solucionaron nada y acabaron destrozadas.

¿Se ha adoptado alguna medida provisional además de estas chapas?

Ninguna. Si no se instala nada en la calzada, por lo menos que pongan algo para aminorar el tráfico, alguna señal. Lo hemos tramitado nosotros a través de la Dirección General de Tráfico de Lugo. Les enviamos una carta pero no nos contestaron. En la jefatura de Monforte nos dijeron que solo podían estar desde el cruce del canal hasta Ribasaltas. Por la zona de arriba es competencia municipal pero el alcalde no solicita, no sabemos por qué, este tipo de actuaciones.

¿Le recuerda la situación a la que vivió con la calle Manuel Murguía?

Hemos vivido las mismas evasivas por parte de las instituciones. La calle Manuel Murguía estaba llena de baches, era intransitable. Pertenecía a la Confederación y nos decían que era una vía de servicio y que no la iban a arreglar. Seguimos protestando, porque en esta zona hace tiempo los vecinos cedimos parte de nuestros terrenos.

¿Por qué los cedieron?

Cuando mandaba Celestino Torres llegamos a un acuerdo por el cual si cedíamos parte de unos terrenos, el Ayuntamiento se haría cargo de reparaciones cuando fuera necesario. Y efectivamente, cuando hacía falta, el Ayuntamiento cumplió.

¿Cómo se solucionó?

Acudí a la Defensora do pobo. Pedí una cita para ir a Santiago. En menos de 15 días me llamaron y me recibió. En otros 15 días teníamos ya a las márquinas trabajando, aunque no hicieron lo que pretendíamos, pero retiraron los baches al menos. Queríamos una capa de aglomerado en caliente, pero trabajaron en frío, por lo que cuando haga mal tiempo veremos cuánto tiempo tarda en dañarse de nuevo.

El camino Real de Seoane, sin embargo, sí lo arreglaron.

Sí, eso se lo pedí al alcalde en nombre de la asociación y se comprometió a hacerlo si lograba el cargo. Lo hizo, aunque le insistimos en ampliar las aceras porque por ahí pasa mucha gente, pero eso no fue posible.

¿Disponen de local social?

Y presumimos de él, porque gracias a algunas subvenciones podemos organizar actividades. Lo malo, que hace poco nos robaron un televisor, por lo que hemos tenido que contratar una alarma para evitar que vuelva a ocurrir.

Manuel Garrido: "Hemos vivido evasivas de todas las instituciones,...
Comentarios