sábado. 19.06.2021 |
El tiempo
sábado. 19.06.2021
El tiempo

Las farmacias fonsagradinas demandan la implantación de la receta electrónica

Los farmacéuticos de A Fonsagrada reclaman al Sergas que implante con la mayor brevedad posible la receta electrónica en el concello. Argumentan que los vecinos se ahorrarían así desplazamientos para recoger sus medicinas, algo que ven necesario en un municipio como el fonsagradino, dado el envejecimiento de la población y su dispersión.

Según explica uno de los farmacéuticos de la villa, Manuel Barreira, el sistema actualmente en vigor es uno mixto, la receta electrónica en papel, que hace que los vecinos tengan diez días de plazo desde la fecha de expedición de la receta para coger sus medicinas. En cambio, con la receta electrónica podrían recogerlas en un plazo de 30 (desde diez días antes y hasta veinte días después de dicha expedición). Además, el médico podría prescribir un tratamiento a más largo plazo.

Barreira explica que, en la práctica, como en el concello hay mucha gente mayor que necesita tomar varios fármacos a la vez y las cajas de los mismos se agotan a distintos ritmos, esto provoca que, en bastantes casos, estos vecinos tengan que visitar varias veces a la semana la farmacia con el actual sistema de transición, mientras que con la receta electrónica «pura e dura» sería suficiente con acudir una o dos veces al mes.

«Hai moita xente sen coche que vive en parroquias alonxadas e que ao mellor ten que pagar cada dous días 30 euros de taxi para coller un fármaco que custa dez», afirma.

DOS VELOCIDADES

Manuel Barreira concluye lamentando que haya «unha receita electrónica de dúas velocidades, a de Primeira División e a de Rexional Prefernte, e aquí hai a segunda delas».

La dueña de la otra farmacia de A Fonsagrada, Catalina Ortiz de Galisteo, coincide con Barreira en los argumentos para pedir la receta electrónica y añade, además, que en su local también recibe quejas de los vecinos porque el actual sistema les obliga a revisar continuamente la caducidad de la receta de cada fármaco para saber cuándo deben ir a recogerlos, lo que les resulta complicado por su elevada edad y porque muchos viven solos y no tienen quien les ayude.

Tras señalar que ya se trasladaron las quejas vecinales al colegio provincial de farmacéuticos para que las transmita al Sergas, Ortiz de Galisteo lamenta que no haya una fecha fijada para el cambio del sistema provisional a la receta electrónica pura.

La farmacéutica, que cree que parte de los problemas residen en que no se explicó bien a la ciudadanía el funcionamiento del nuevo sistema, lamenta que, de nuevo, la gran perjudicada sea «a poboación da zona rural».

El sistema evita que se acumulen fármacos en casa, según los médicos

Uno de los médicos del centro de salud de A Fonsagrada, José Manuel Tamargo, reconoce que la receta electrónica en papel genera incomodidades a los vecinos, aunque, en general, ve positivo este sistema, porque acaba con una práctica anterior, la de «acumular cajas y cajas de medicamentos en las casas, ya que había farmacias que se los adelantaban a clientes antes de que tuviesen la receta».

Más control

Este «mayor control» en la prescripción de fármacos lleva a José Manuel Tamargo a concluir que el cambio de sistema era «necesario», aunque «como todo lo nuevo genera problemas cuando se implanta».

Las farmacias fonsagradinas demandan la implantación de la receta...
Comentarios