Martes. 25.09.2018 |
El tiempo
Martes. 25.09.2018
El tiempo

En marcha la señalización de las rutas de O Vicedo

Balseiro y Novo, durante la visita a O Fociño do Porco
Balseiro y Novo, durante la visita a O Fociño do Porco
O Fuciño do Porco es uno de los enclaves más visitados de la franja costera luguesa ► Bancos y papeleras se suman a los senderos del municipio

Las sendas que transcurren en la franja costera del municipio de O Vicedo gozan de un gran interés en los últimos tiempos, en particular, uno de los sus enclaves que es de visita obligada, O Fuciño do Porco.

Con la finalidad de potenciar dichas rutas la Consellería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio y el propio Concello mariñán desarrollan un proyecto, que cuenta con cerca de 20.000 euros procedentes de la Xunta, para acondicionar y señalizar diferentes puntos de este sendero reconocido con la bandera azul que se inicia en la playa de Abrela y que recorre el puerto de Vale, los arenales de Alegrín, Pereira, varios miradores y el asentamiento arqueológico de los Muitillós.

El delegado territorial de la Xunta en Lugo, José Manuel Balseiro, acompañado del alcalde de la localidad, Jesús Novo, supervisaron este miércoles por la mañana las diferentes labores que se están llevando a cabo en la zona.

Así, en los últimos días se está instalando nuevo mobiliario, en concreto, cinco bancos tipo rústico de madera y seis papeleras de madera de estructura exterior de madera e interior metálico, repartidas en los dos senderos. Además se procederá a la colocación de un total de seis paneles orientativos, informativos e interpretativos, dos de ellos en la ruta playera Abrela-Punta Socastro y los otros cuatros en el mirador de Toxido y en el mirador de As Laxes (ruta de la Costa de Vicedo).

Balseiro explicó que el Gobierno gallego está comprometido con el desarrollo y dinamización del uso público y recreativo del medio natural así como en potenciar uno de los espacios de mayor atractivo turístico del últimos tiempos.

A RIGUEIRA. En Xove ya está terminada la nueva área recreativa y natural en el paraje de Rego Sanguento, en la parroquia de A Rigueira, una actuación que según comenta el alcalde, Demetrio Salgueiro, responde a "unha petición da asociación dos veciños, que solicitaban unha área de esparexemento" en esta zona muy transitada por caminantes que realizan la Ruta dos Muíños y que peregrinan al San Antonio da Rigueira.

"Para a xente que vai e volve esta é unha zona de esparexemento, con árbores e sombra, na que poder merendar e que está nunha zona privilexiada, ao lado do río. É un complemento ideal para a Ruta dos Muíños que é usada por moita xente e moito máis na celebración do San Antonio, pero que ten uso todo o ano", dijo Salgueiro. Precisamente unos niños usuarios del programa municipal Xove Concilia que realizaban esta ruta y visitaban las "casiñas dos gnomos" que hay en algún árbol del trayecto fueron de los primeros en estrenar el nuevo merendero.

En este espacio la Xunta instaló tres conjuntos de bancos y mesas, dos bancos aparte más y un conjunto de barbacoa y fuente, todo ello de granito, además de varias papeleras de madera. También colocó paneles informativos de la flora y fauna del lugar, construyó un muro de piedra de mampostería, puso una baranda de madera de pino y plantó una sebe viva a lo largo de 45 metros.

En marcha la señalización de las rutas de O Vicedo
Comentarios