Sábado. 18.11.2017 |
El tiempo
Sábado. 18.11.2017
El tiempo

La suspensión de licencias en el casco antiguo de Sarria quedará levantada en breve

El plan especial recibió la aprobación inicial hace dos años. Este mes irá a pleno y en diciembre volverán a darse permisos

La suspensión de licencias de obra que está en vigor en la zona vieja de Sarria desde finales de 2015 quedará levantada en las próximas semanas. Mañana mismo se cumplen dos años de la aprobación inicial del plan especial del casco histórico y el Camino de Santiago a su paso por la villa de Sarria, un acuerdo que fue publicado en el DOG un mes más tarde y que lleva aparejada desde ese momento la paralización de la concesión de permisos en la zona durante un máximo de dos años.

La junta de gobierno local prestó aprobación inicial a este plan el 11 de noviembre de 2015 y, con su publicación el 7 de diciembre, quedaron suspendidas las licencias, al tiempo que se abrió un plazo de dos meses para alegaciones.

Esa suspensión afecta desde entonces a la parcelación de terrenos, edificación y demolición en las zonas incluidas en este documento. Sí se permiten, no obstante, aquellas actividades y obras compatibles tanto con las normas subsidiarias del planeamiento urbanístico de Sarria como con las directrices del plan, siempre que no supongan una alteración de la superficie y/o del volumen.

El proyecto dio un paso más el 12 de abril de este año con su aprobación provisional, también en junta de gobierno, tras la estimación del 65% de las 66 alegaciones presentadas. Queda ahora, por tanto, la aprobación definitiva, que sí habrá de pasar por el pleno, donde en principio no tiene los apoyos necesarios, dado que los grupos de la oposición (que suman mayoría) cuestionaron en varias ocasiones este documento, en el que ven el obstáculo para que la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil reabra Ponte Ribeira.

El gobierno, que niega este extremo, prevé llevar el plan al pleno ordinario del próximo día 30 para su aprobación definitiva. Pase lo que pase ese día, el levantamiento de la suspensión de licencias es cuestión de semanas. Si se aprueba, automáticamente se volverán a conceder permisos en base a las directrices que marca el plan. Si no se aprueba, el día 7 de diciembre acabará la paralización de licencias al cumplirse el máximo de dos años fijado por la ley y podrán volver a otorgarse, aunque en este caso siguiendo las normas generales del planeamiento municipal.

La concejala de urbanismo, Silvia Vázquez, defendió ayer la aprobación definitiva en la medida en que «dará seguridade xurídica aos propietarios e permitirá «unha maior axilidade na concesión de licenzas nesta zona xa que non terían que ir a Patrimonio» y serían informadas de forma directa por el Concello, afirmó la edila.

La suspensión de licencias en el casco antiguo de Sarria quedará...