viernes. 19.07.2019 |
El tiempo
viernes. 19.07.2019
El tiempo

La campaña en Cova Eirós finaliza con el hallazgo de 2.000 útiles y huesos

Varios arqueólogos trabajan durante la última campaña de excavaciones, que finalizó el lunes
Varios arqueólogos trabajan durante la última campaña de excavaciones, que finalizó el lunes
Los descubrimientos se divulgarán en revistas de investigación y a través de congresos

La octava campaña de excavaciones en Cova Eirós (Triacastela), finalizada el pasado lunes, dejó al descubierto más de 2.000 piezas, entre las que se encuentran tanto herramientas líticas como restos de animales.

«El balance de este año es muy positivo, estamos muy contentos con los resultados obtenidos. Cada día conseguimos destapar entre 100 y 120 piezas», señaló el arqueólogo Arturo de Lombera, quien dirigió las excavaciones junto a Xosé Pedro Rodríguez.

Los trabajos en la gruta se desarrollaron a lo largo del pasado mes de agosto y se centraron en los niveles tres y cuatro, correspondientes al Paleolítico Medio y al hombre de Neandertal. El nivel tres tiene una antigüedad de 80.000 años, mientras que el cuatro está datado en 120.000 años.

«Estamos muy esperanzados con los resultados que obtendremos tras los análisis realizados, pues nos permitirán conseguir información sobre un período muy desconocido hasta el momento tanto en Cova Eirós como en toda Galicia», explicó.

Las conclusiones que se obtengan tras los estudios que se realizarán a lo largo de los próximos meses serán expuestas tanto en revistas de investigación como en congresos y en trabajos de fin de máster de los alumnos que participaron en estas excavaciones. «La intención es divulgar todos los conocimientos y descubrimientos que hemos logrado en esta nueva campaña», aseguró.

Entre los restos de fauna descubiertos este año figuran osos de caverna, ciervos o rinocerontes. En cuanto a las herramientas halladas, se contabilizan lascas de cuarcitas con unos filos muy cortantes que los investigadores suponen que se utilizarían como cuchillos, explicó.

Esta octava campaña de excavaciones contó con la participación de investigadores de la Universidade de Santiago de Compostela (USC) y la Universitat Rovira i Virgili de Tarragona y fueron financiados a través de un convenio firmado por la USC y la Consellería de Cultura. Así, once personas conformaron un equipo en el que se combinaban arqueólogos con amplia trayectoria en Cova Eirós junto con otras nuevas incorporaciones al yacimiento.

Además de llevar a cabo las excavaciones, los estudiosos quisieron dar a conocer su trabajo a los vecinos de Triacastela y su entorno. Para ello, organizaron a lo largo de estas semanas tres conferencias abiertas al público que estuvieron impartidas por tres investigadores que trabajaron en las excavaciones.

Estas charlas, que se celebraron por primera vez, versaron sobre el arte paleolítico de la gruta, la construcción paleoclimática a través del estudio de los pequeños mamíferos de Eirós y el gasto energético por parte de los neandertales. «Todas ellas tuvieron una buena acogida de público; la gente se interesa por el patrimonio histórico», destacó el arqueólogo Arturo de Lombera.

La campaña en Cova Eirós finaliza con el hallazgo de 2.000 útiles y...
Comentarios