Intentan robar dos coches en un concesionario vilalbés

Un concesionario oficial de la marca Renault fue objeto en la noche del 8 de octubre de un peculiar intento de robo. Autores desconocidos accedieron a sus instalaciones para llevarse dos coches nuevos. Llegaron a llenar los depósitos de ambos vehículos de combustible e incluso les colocaron placas falsas de matrícula, pero finalmente se vieron obligados a huir por la llamada de un particular que alertó a la Policía Local.

Los hechos ocurrieron en torno a las doce y media de la noche, en el polígono industrial de Vilalba (Lugo). Los ladrones accedieron al interior del concesionario por una ventana situada en la parte trasera de la nave industrial. Una vez dentro, llenaron de combustible dos coches y le colocaron a uno de ellos las placas de otro vehículo.

Posteriormente, intentaron forzar la puerta principal del concesionario para sacar los vehículos al exterior, pero algo los detuvo. Un particular llamó al teléfono 112 para informar de que alguien estaba perpetrando un robo en el concesionario. Inmediatamente, la central de emergencias puso el caso en conocimiento de la Policía Local, que dio aviso, a su vez, a la Guardia Civil.

Cuando los agentes del Instituto Armado se presentaron en el concesionario ya no había nadie dentro. Encontraron en las instalaciones dos bidones vacíos -usados supuestamente para transportar el gasóleo-, una "pata de cabra" y las matrículas falsas, que todavía estaban colocadas en uno de los vehículos.

Fuentes consultadas por AGN confirmaron que los ladrones sólo lograron llevarse dinero en efectivo de las oficinas del taller, una cantidad que oscila entre 300 y 600 euros.

Aparte de la llamada que realizó el particular al teléfono de emergencias, otras fuentes aseguraron que los ladrones también pudieron precipitar su huida al comprobar que un camionero buscaba sitio para aparcar su vehículo en las inmediaciones del taller, a la misma hora en la que supuestamente intentaban perpetrar el robo.

Dos coches en Melide
Aunque no existen indicios solventes que permitan asegurar que fueron los mismos autores que perpetraron el robo en Vilalba, lo cierto es que una banda de ladrones logró sustraer esa misma noche, sobre las seis y media de la madrugada, dos vehículos -marca Peugeot- de un concesionario en Melide.

Más en Noticias
Comentarios