martes. 19.10.2021 |
El tiempo
martes. 19.10.2021
El tiempo

Esther Eiros: "No se puede perder nunca el interés de viajar por el mundo"

Esther Eiros
Esther Eiros
Dirige desde hace 27 años el programa 'Gente viajera' en Onda Cero. Le llevó a juntar sus dos pasiones, recorrer el mundo y trabajar en la radio

¿Cómo nació Gente viajera?
Antes no había demasiada información turística y yo me dediqué a ir de aquí para allá. Hablé con Radio Nacional para contar mis experiencias a los demás, aunque pocos viajaban entonces. He logrado juntar las dos pasiones de mi vida: viajar y la radio. Y mientras tengamos oyentes jóvenes y sigamos aportando por cosas, seguiremos adelante.

Ahora que están implantados los blogs de viajes por internet, ¿cómo influye esto en su programa?
En el programa influye todo lo que es demanda, porque claro, en 27 años nada se parece a lo del año anterior. Siempre se pueden ir incorporando cosas. Yo me llevo bien con la gente joven, porque son dos generaciones muy preparadas y entiendo que tuvieron que abrirse camino y que encontraron en los blogs una forma de contar las cosas y ganarse la vida.

¿Y tiene contacto con ellos o algún colaborador vino de allí?
Tengo, tengo (risas). Muchas veces recibimos mensajes de "viajo para allí, cuento esto" y yo los llamo también porque cada persona es un camino y no hay que cerrar ninguno. Luego dentro del programa trabajo con gente joven que ha viajado por todo el mundo y al volver a España decidió contar lo que vió. Nosotros viajábamos más por el mundo y ahora estamos empezando a viajar por España y, después de tanto años de profesión, me he dado cuenta de que tenemos un país precioso y que da gusto recorrerlo. Al final somos 20 colaboradores, mi jefe dice que somos los que más tienen, pero le digo que necesito diferentes vertientes.

¿Y cada uno viaja de una manera distinta para contarlo en su programa?
Claro, seguramente un viaje contado por ti no va a ser el mismo que contado por mí (risas). Los viajes son sensaciones y experiencias. Es como todo y por eso tengo gente dispar. Como Kike del Olmo que su padre, Luis del Olmo, marcó un antes y un despúes en la radio. Kike se fue de corresponsal a Afganistán y viajó por el mundo y ahora volvió a contarlo. Hizo cosas que a mí me llaman la atención, cosas que ya no puedo hacer (risas).

¿Qué cosas le llaman la atención?
Pues todo, cosas que incluso ya hice, como bajar en kayak o subir a caballo en Suramérica porque había zonas a las que solo se podía acceder de esa manera. Pero es que resulta que ya no lo puedo hacer porque siempre tengo algo roto o me rompo algo, por subirme a donde no debo (risas). En otras sociedades, como la francesa o la nórdica, esto no pasa: ves a personas de 90 años con la mochila a cuestas y eso es lo que hay que hacer: no perder nunca el interés por conocer y viajar.

"Conocer otros lugares te hace pensar en lo pequeños que somos y cómo dejamos los sitios sabiendo solo unas pinceladas y con ese mundo entero por descubrir"


Hay veces que visitas un sitio y te queda algo por hacer, ¿le falta volver a algún sitio?
Muchos (risas). Muchas veces me dicen "es que ya conoces todo el mundo" y yo creo que nadie conoce el mundo entero. Es necesario ir informado para ver los sitios. En la literatura, muchas veces relatan sitios de un lugar en el que estuviste y resulta que no visitaste. Eso también forma parte del bagaje y forma de ser de cada persona. Lo que no puede ser es que hagas miles de kilómetros para ver el centro comercial de al lado del hotel. También depende del criterio de cada uno: si te gustan más visitar museos, espacios naturales o conversar con la gente, que es lo que me gusta hacer a mí.

¿Y cómo establece ese contacto con la gente de los países que visita?
Yo llego con mi bolsa en la cintura la fotocopia del pasaporte, unos cuantos dólares y me voy a ver los barrios, incluso los más complicados. En Colombia llegué a estar varias veces en peligro de muerte. Pero quería encontrarme con la realidad del país que visitaba. Te encuentras estas cosas y te das cuenta de lo pequeños que somos, qué pequeño es el mundo y cómo nos vamos de los sitios con unas cuantas pinceladas, pero con un mundo entero por descubrir.

¿Algún viaje en concreto que le haya marcado?
Pues precisamente, cuando visitamos Colombia, fuimos con periodistas y naturalistas, éramos 11. Allí tienen el pulmón del mundo, que es el Amazonas. Hay gente que salió de la civilización para irse allí, yo encontré a uno que vivía allí con sus hijos, cerca del río donde había muchos cocodrilos. Le pregunté 'por qué' y me dijo "¿tiene algo mejor que ofrecerme?" Tenía una fábrica pero acabó resignado con su gobierno y decidió dejarlo todo e irse.

¿Qué consejos le daría a alguien para viajar estas vacaciones?
Pues ahora que es tan barato viajar, yo lo que recomiendo es ir informado de los lugares interesantes e intentar conocer su cultura a través de la gente que vive allí. También depende del sitio al que vaya, que eso va en función de los gustos personales de cada uno, pero yo creo que nadie se puede morir sin que se le ericen los pelos al sobrevolar el Amazonas.

Esther Eiros: "No se puede perder nunca el interés de viajar por el...
Comentarios