Miércoles. 19.09.2018 |
El tiempo
Miércoles. 19.09.2018
El tiempo

Las empresas españolas exportan cada vez más pese a tener problemas

Si algo bueno parece que haya tenido la crisis es la tendencia exportadora de las empresas españolas. Y es que el débil mercado interior azotado por el desempleo y la deuda entre otros obligó a los negocios de nuestro país a hacer las maletas para buscar nuevos clientes. Tanto es así que tal como afirma en Cinco Días Jochen Müller, consejero político de la Comisión Europea: "Las exportaciones están mejorando a un ritmo vertiginoso. Si nos fijamos antes de la crisis y después de la crisis, hoy hay ya 150.000 empresas que exportan. Antes había solo 50.000, por lo que se ha triplicado".

Por supuesto, estos hechos también se reflejan en términos monetarios, ya que el aumento de ventas al exterior desde que empezó la crisis ha sido del 73% con 8 años de constantes subidas, llegando a los 280.000 millones de euros, lo que equivale al 25% del PIB español. Además, parece que esta tendencia positiva se está acelerando dado que durante el año 2017 el aumento de las exportaciones fue del 8,9%, el mayor en 6 años.

Un 17% de las empresas tiene problemas para vender en la UE
Sin embargo, España aún está lejos de grandes potencias exportadoras europeas como Holanda, que vendió al exterior en 2017 577.000 millones de euros, el equivalente al 78% de su PIB o como Alemania que se colocó como tercera potencia exportadora del mundo con casi 1,3 billones de euros en exportaciones, casi un 40% de su PIB.

De hecho, y pese al incremento de las exportaciones, las empresas españolas siguen teniendo dificultades para exportar. Así al menos lo afirma el informe elaborado por la CEOE junto con el ICEX conocido como proyecto Línea Abierta Fase XVI, el cual apunta a que un 17% de las empresas exportadoras han tenido problemas a la hora de vender sus productos a países de la UE, destino de más de la mitad de nuestras exportaciones.

Concretamente, los principales escollos que encuentran las empresas españolas para vender mercancías son los relacionados con las normas técnicas que suponen el 70% de los obstáculos comerciales y con los envases y embalajes que son un 15% de los problemas.

Herramientas para facilitar la exportación
Y es que si vender a nuestros socios comunitarios puede ser difícil, es asumible que vender a países extracomunitarios supone un reto aún mayor en el que se precisan unos requisitos mínimos de preparación.

El primer paso para exportar con éxito sería conocer el mercado de destino en detalle: los clientes potenciales y sus particularidades, la competencia y las normas técnicas y leyes que puedan afectar a la empresa exportadora. Para facilitar esta tarea Google junto con el ICEX han puesto en marcha una herramienta llamada Market Finder, la cual la detección de nuevos mercados potenciales.
Una vez completado el punto primero se tiene que establecer la estrategia a seguir para empezar a vender en un país determinado. En concreto habrá que plantearse cuál es la mejor manera de establecer las relaciones comerciales: mediante exportación directa, apoyándose en un socio o en un agente comercial local o si estableciendo una filial en lugar en cuestión. Durante todo este proceso es aconsejable dejarse asesorar por expertos o por organismos públicos destinados a este fin como el ICEX.

Por otra parte, también hay pensar en la manera de darse a conocer en el nuevo mercado. Una de las herramientas más potentes para ello son las ferias comerciales internacionales en las que es fácil contactar con posibles distribuidores o compradores otros países. Pero hay que tener en cuenta que la asistencia a una feria implica en sí un arduo trabajo, ya que es imprescindible la organización de gran cantidad de material y ofertas, así como cuidar mucho la imagen de la empresa con catálogos, tarjetas de presentación o soportes publicitarios que se pueden conseguir de manera personalizada en páginas web como Saxoprint, y que pueden marcar la diferencia con otros competidores.

Aunque la preparación para tener éxito en la exportación pueda parecer excesiva y cause un efecto desanimo, los esfuerzos suelen verse compensados si el trabajo se ha hecho bien. En un mundo cada vez más globalizado es de vital importancia diversificarse y salir al exterior para crecer. Existen muchos casos de éxito, incluso en la comunidad gallega. Tal es el caso de los vinos de Ribeira Sacra que lograron vender en los 10 primeros meses de 2017 175.000 litros en otros países, siendo Estados Unidos el primer destino con casi 60.000 litros.

Las empresas españolas exportan cada vez más pese a tener problemas
Comentarios