martes. 13.04.2021 |
El tiempo
martes. 13.04.2021
El tiempo

El sur de Lugo tiene 440.000 metros de suelo industrial vacío

SAC1301P2F1.JPG
SAC1301P2F1.JPG

El Gobierno gallego ha realizado un estudio que determina que en los próximos años (hasta 2024) la comunidad necesitará en el peor de los escenarios 16 millones de metros cuadrados de suelo empresarial para atender la demanda, pues se calcula que más del 18% de las firmas gallegas necesitarán espacio, sobre todo, para ampliar su actividad.

En el caso del sur lucense, existe un superávit de suelo empresarial. En concreto se trata de 440.507 metros cuadrados que están sin ocupar repartidos en las comarcas Terra de Lemos, Chantada y Quiroga, según se recoge en el Plan Sectorial de Ordenación de Áreas Empresariais na Comunidade Autónoma de Galicia que fue presentado hace una semana por el conselleiro de Medio Ambiente, Territorio e Infraestruturas, Agustín Hernández, y el director del Instituto Galego de Vivenda e Solo (IGVS), Antonio José Boné Pina.

Las previsiones de la Xunta son que en el año horizonte 2024, en la comarca de Chantada podría darse una demanda de 10.500 metros cuadrados netos de parcelas industriales, pero actualmente se cuenta con una oferta real de 139.500, por lo que el superávit sería de 129.000.

En el caso de Quiroga, esa oferta es de 3.082 metros cuadrados, estimándose una ocupación para dentro de doce años de poco más de mil metros; mientras que en Terra de Lemos, de los 314.328 metros cuadrados a la venta se espera una demanda de 4.800.

Así las cosas, la única previsión de la Administración gallega sobre los parques industriales del sur lucense es promover la urbanización de 48.623 metros cuadrados en Quiroga, correspondientes al desarrollo de las fases B y D de su polígono.

Dentro de las actuaciones en marcha relativas a espacio industrial, el IGVS promueve la urbanización del puerto seco, de 30 hectáreas, así como el parque empresarial de Taboada, que dispondrá de 8,6.

Asimismo, la Diputación de Lugo, a través de su entidad Suplusa, acaba de incrementar en 81.000 metros cuadrados netos el polígono de Os Acivros de Chantada, donde el suelo disponible hasta ahora, en manos de Sigalsa, era el 11%, poco más de 8.000 metros cuadrados.

En el caso de Quiroga, su polígono tiene el 9,5% de espacio sin ocupar; y en el de Bóveda, el terreno vacío es del 7,40%. Ambos parques fueron promovidos por Xestur.

Los más ocupados

Pese a ser el municipio más pequeño de la comarca de Lemos, Bóveda ha demostrado una capacidad para gestionar su polígono industrial muy superior a la cabecera de comarca, Monforte.

El precio del suelo y su ubicación junto a la carretera que comunica la población con la capital lucense así como la cercanía a la Nacional 120 a través de A Pobra do Brollón son las principales bazas del despegue de este parque empresarial.

En Quiroga, el éxito de ocupación ha tenido que ver, como en el caso de Bóveda, la subvenciones municipales dadas a las empresas interesadas en instalarse, que obtuvieron un descuento en el precio del terreno del 50% y en lugar de abonar entre 24 y 26 euros por metro cuadrado, cuantía que había establecido Xestur, gestora del espacio, sólo tuvieron que pagar entre 12 y 13 euros.

También se ha dado una alta ocupación en el polígono de O Peago, situado en Escairón, capitalidad del municipio de O Saviñao, que creó y gestiona el Ayuntamiento.

Según el estudio de la Xunta de Galicia, solo dispone del 7,5% del suelo total vacío.

Tejido empresarial

Este informe recoge que en 2009 el tejido empresarial industrial del sur de Lugo estaba formado por unas 380 empresas, de las cuales 350 eran empresas de la industria manufacturera (siendo las principales referencias a nivel global de esta área funcional las actividades de la industria alimentaria y en menor medida la metalúrgica, productos metálicos e industria de la madera. En cambio, tanto las industrias extractivas como la producción y distribución de energía, gas y agua tenían un menor grado de desarrollo en la zona, con apenas 12 y 18 empresas registradas, respectivamente.

A nivel comarcal, la comarca de Terra de Lemos aglutina más del 62% del tejido industrial manufacturero total del área, además del 56% de las empresas dedicadas a la producción y distribución energética, de gas y agua y el 42% de las empresas de la industria extractiva.

Por su parte, la comarca de Quiroga consigue un mayor peso en el conjunto del área en el ámbito de las actividades de la industria extractiva, ya que las seis empresas existentes en 2009 representaban la mitad de las empresas del área funcional en conjunto.

En el caso de Chantada, esta comarca presenta un tejido empresarial más orientado a la industria manufacturera, con más de 100 empresas, representando casi el 30% del sur lucense.

En estas tres comarcas estaban registradas en 2009 casi 3.700 empresas, lo que supone un 12% más que las existentes en el año 2000, cuando se rondaban las 3.300, manteniendo una progresiva tendencia creciente a lo largo de todo el período.

Chantada y Quiroga fueron las que experimentaron en la última década un mayor incremento de su tejido empresarial, con tasas acumuladas próximas al 17 y al 13%, respectivamente, mientras que en el caso de Lemos la evolución del tejido empresarial fue también positiva, existiendo en la comarca un 10% más que en el año 2000.

Análisis

  • El sector servicios es el que manda

Por grupos de actividad, la Xunta destaca el peso mayoritario en cuanto a número de empresas del sector servicios, pues en el año 2009 se acercaba a las 2.700, mientras que la construcción y la industria estaban integradas por unas 380 y 630 empresas, respectivamente en el conjunto del sur lucense.

  • Crecimiento

En el periodo 2000-2009, el mayor incremento del tejido empresarial se produjo en la construcción, con una subida del 26%, mientras que los negocios de industria y servicios crecieron un 9%.

El sur de Lugo tiene 440.000 metros de suelo industrial vacío
Comentarios