jueves. 22.10.2020 |
El tiempo
jueves. 22.10.2020
El tiempo

El nuevo centro de investigación de Rozas encara la recta final de las obras

Obras en el edificio principal (izquierda), el nuevo hangar, cartel a la entrada del centro y nuevo radar de meteorología.
Obras en el edificio principal (izquierda), el nuevo hangar, cartel a la entrada del centro y nuevo radar de meteorología.
Las actuaciones acaban de recibir una prórroga de tres meses, por lo que en marzo estarán a punto. En las próximas semanas, la Xunta elegirá uno o varios socios del sector tecnológico

Las obras de reforma y modernización del aeródromo chairego de Rozas para crear el Centro de Investigación Aerotransportada (Ciar) -de titularidad compartida entre el Gobierno central y la Xunta- encaran su recta final, tras recibir una prórroga de tres meses para ultimar todas las actuaciones previstas. Desde el Instituto Nacional de Tecnología Aeroespacial (Inta), pieza clave de esta iniciativa, auguran que en marzo estén a punto.

A pocas semanas de finalizar el año, el proyecto, en el que se invertirán un total de diez millones de euros en las obras, toma forma. Así, el nuevo hangar, que hace pocos meses era un simple esqueleto de hierros ya muestra toda su estructura e incluso se instalaron las puertas principales, con un moderno mecanismo casi traslúcido que se pliega hacia arriba. Además, al lado de la antigua torre de control ya se instaló la torre anexa, que incluye un ascensor, y ya se vislumbra la nueva pasarela de acceso exterior que conectará toda el área de trabajo y una marquesina cubierta. El edificio principal, que se está remodelando íntegramente, albergará las oficinas y los laboratorios.

A mayores, las labores de urbanización de la zona están avanzadas y se ha asfaltado lo que será el aparcamiento. También se colocó un nuevo radar de meteorología, un vallado de seguridad y se comenzaron los trabajos de lo que será el acceso principal, con su propia caseta de seguridad.

«En tres meses las obras estarán finalizadas y en 2016 se contratará toda la equipación del centro», explica el responsable del Inta en Rozas, que asegura que el centro de investigación estará trabajando al 100% en 2017.

Entre la equipación prevista están, entre otras cosas, sistemas de comunicación innovadores y tres cineteodolitos, sistemas ópticos que permiten ver el vuelo de los drones hasta diez kilómetros de distancia.

«Tenemos muchas empresas y universidades interesadas en trabajar aquí», comentan desde el organismo que enlaza a las distintas firmas con el aeródromo chairego, ya que el Inta es el organismo encargado de aprobar la certificación de todos los aviones no tripulados en España.

EMPRESAS. Más de 200 firmas a nivel internacional -llegadas de toda España, distintos rincones de Europa y otros lugares más lejanos como Israel o EE.UU.- se interesaron en formar parte del Ciar como socios de la Xunta, que en las próximas semanas decidirá cuál o cuáles serán los elegidos.

Del total de compañías aeronáuticas, actualmente se barajan cuatro nombres -Airbus, Boeing, Indra e Inaer-, que son los finalistas para el desarrollo del polo tecnológico e industrial, tal y como confirmó el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, a principios de este mes. Se valora la creación de puestos de trabajo, el compromiso con la zona, el desarrollo en I+D o la colaboración con otros sectores estratégicos.

El nuevo centro de investigación de Rozas encara la recta final de...
Comentarios