El anuncio de Alcoa de cerrar A Coruña y Avilés provoca temor en San Cibrao

Concentración en Santiago de trabajadores de diferentes plantas de Alcoa.  (AGN)
photo_camera Concentración en Santiago de trabajadores de diferentes plantas de Alcoa. (AGN)

«La falta de servicios de interrumpibilidad, junto a una tecnología menos eficiente y una menor capacidad productiva hacen que las fábricas de Avilés y A Coruña no puedan producir aluminio a un precio competitivo». Estas son las razones que alega Alcoa para poner en marcha un despido colectivo de ambas plantas de primario, la misma unidad de negocio que San Cibrao, donde el anuncio de cierre ha generado un lógico temor ante el temible efecto dominó. «Ahora son ellos, pero en un año podemos ser nosotros», aseveró el presidente del comité, José Luis Combarro.

La situación es, además, más grave para San Cibrao, ya que las razones que llevan a Alcoa a abrir el proceso de despido están directamente relacionadas con el precio de la energía eléctrica -que en la factoría mariñana representa el 40% del coste de producción- al no haber logrado la multinacional los resultados que demandaba en la subasta de servicios de interrumpibilidad para grandes consumidores, organizada por el operador del sistema eléctrico español.

Consiga AQUÍ la información completa

Comentarios