domingo. 12.07.2020 |
El tiempo
domingo. 12.07.2020
El tiempo

Las dudas en los principales índices bursátiles del mundo siguen sin disiparse

PIXABAY
PIXABAY

Esta primera mitad de 2020, ya próxima a concluir, pasará a la historia como una de las más volátiles e inesperadas que se recuerdan. Este escenario no debe extrañarle a nadie, ya que los mercados nunca están preparados para la irrupción de un cisne negro como el que nos afecta en la actualidad. Desafortunadamente, tras el gran batacazo sufrido por los principales selectivos del mundo en el pasado mes de marzo, parece que la incertidumbre y el miedo vuelven a apoderarse de los accionistas e inversores. De esto precisamente vamos a hablar a continuación, para tratar de hacer una composición de lugar de lo que cabe esperar en los próximos meses del año.

El Dow Jones sufre la presión de las incertidumbres sanitarias, políticas y sociales

Dow Jones. PIXABAY

Tras unos meses de remontada, las dudas vuelven a sobrevolar los índices estadounidenses. Comienzan a sonar tambores de presión bajista, como respuesta a la tormenta perfecta que se está gestando en Estados Unidos debido a la gestión de la crisis sanitaria por parte de Trump, los disturbios raciales, la ralentización económica, etc.

Además, son cada vez más quienes aprovechan la oportunidad que brindan las plataformas modernas de trading, que permiten operar mediante CFD en el Down Jones Index y ganar dinero cuando se registran desplomes en su cotización. Ante esta confluencia de factores, no parece descabellado aventurar una cada vez más factible caída bursátil en los mercados de valores estadounidenses.

Las bolsas europeas reaccionan mal a los últimos acontecimientos

La amenaza de rebrotes y la posibilidad de un recrudecimiento de la guerra comercial de Estados Unidos con la Unión Europea están generando verdaderos quebraderos de cabeza entre los inversores del continente. Tampoco ayuda que la economía europea dependa tanto de la industria del turismo, duramente afectada por las restricciones de movimiento y la inseguridad normativa que cambia en cada país en función del número de contagios registrados. No debe extrañarnos que el recorrido registrado en las últimas sesiones en los principales parqués europeos haya sido principalmente bajista, con caídas generalizadas.

El Ibex 35 trata de digerir los malos augurios del FMI

FMI. PIXABAY

En nuestro país, las últimas noticias económicas no invitan precisamente al optimismo. Conocíamos hace poco que el FMI empeoraba sus predicciones sobre la economía nacional, estimando que la caída total del PIB será del 12,8%. Habrá que ver si los inversores que participan en el mercado bursátil español responden positivamente a las palabras de la ministra Nadia Calviño, que anunciaba hace unos días que la fase de la recuperación económica ya había comenzado. En todo caso, la predicción del PIB español dibuja un escenario pesimista, al menos a corto plazo.

En conclusión, los mercados siguen deseando recibir noticias que les tranquilicen, pero sin mucho éxito en los últimos tiempos. Ese es el principal motivo que explica la creciente presión bajista que se presenta en prácticamente todos los mercados de valores del mundo. Y lo cierto es que hasta que no se rebajen los niveles de incertidumbre, parece complicado hablar de una senda de recuperación sólida y duradera.

Las dudas en los principales índices bursátiles del mundo siguen...
Comentarios