Kiev intercambia 215 prisioneros ucranianos por el oligarca prorruso Viktor Medvedchuk

La UE anuncia nuevas sanciones a Moscú tras el anuncio de Putin de que movilizará a 300.000 reservistas ► Casi 1.400 detenidos en las protestas ►Colas kilométricas para salir de Rusia en coche
Prisioneros ucranianos tras ser liberados por los rusos. GOBIERNO DE UCRANIA
photo_camera Prisioneros ucranianos tras ser liberados por los rusos. GOBIERNO DE UCRANIA

Kiev y Moscú han acordado el intercambio de 215 prisioneros ucranianos por el oligarca prorruso Viktor Medvedchuk, que lleva en prisión desde el pasado 12 de abril, en una operación en la que también han sido liberados 108 soldados del Batallón Azov. 

Así lo ha anunciado el jefe de la oficina presidencial de Ucrania, Andriy Yermak, en un comunicado, en el que ha detallado que además el lado ucraniano ha recibido a otros cinco miembros del Batallón Azov a cambio de dar a Rusia otros 55 soldados rasos. 

"Este es el resultado más poderoso en cuanto a la liberación de prisioneros desde el inicio de la invasión a gran escala", ha afirmado Yermak en declaraciones recogidas por Ukrinform. 

De entre los 215 prisioneros puestos en libertad, 108 pertenecían al Batallón Azov, 10 eran voluntarios extranjeros, mientras que el resto pertenecían a otras formaciones de la Guardia Nacional de Ucrania, así como militares de las Fuerzas Armadas de Ucrania. 

Con todo, el intercambio ha sido posible después de que Ucrania haya entregado a Viktor Medvedchuk, político filorruso que se encontraba detenido acusado de "alta traición" en relación a su supuesto papel de colaborador con las fuerzas rusas en el marco de la guerra con Ucrania. 

"Hoy intercambiamos directamente 200 ciudadanos de Ucrania por el señor Medvedchuk. Me gustaría señalar que Medvedchuk no es solo el padrino de Putin, sino un traidor al Estado bien documentado. Su culpabilidad está completamente registrada", ha asegurado Yermak en la misiva. 

Así, ha señalado que, durante la detención de Medvedchuk, se han neutralizado "varias redes" de inteligencia y se han detenido a "traidores del Estado", obteniendo "una gran cantidad de información" utilizada en actividades de contrainteligencia. 

Por su parte, el portavoz del Ministerio de Defensa ruso, Igor Konashenkov, ha confirmado que "como resultado de un complejo proceso de negociaciones, 55 militares de las Fuerzas Armadas de Rusia y de las repúblicas de Donetsk y Lugansk que estaban en peligro mortal han regresado desde el territorio de Ucrania controlado por el régimen de Kiev. 

"En estos momentos, todo el personal militar han sido trasladados a territorio de Rusia con aviones de transporte militar y están en instituciones médicas del Ministerio de Defensa de Rusia", ha detallado Konashenkov, tal y como ha recogido la agencia rusa de noticias Interfax. 
Asimismo, ha hecho hincapié en que todos los liberados en el marco del intercambio de presos con Ucrania han tenido oportunidad de contactar con su familia y están recibiendo atención médica y psicológica.


La movilización parcial de Putin ya está en marcha en Rusia

La movilización parcial decretada la víspera por el presidente ruso, Vladímir Putin, estaba este jueves en plena marcha en Rusia, donde muchos reservistas ya han sido notificados de su deber de unirse a las filas del Ejército para luchar en Ucrania, mientras que otros intentan eludir la citación intentando abandonar el país. 

En Moscú y otras ciudades rusas, la movilización parcial fue el tema en el transporte público y la calle, entre mayores y jóvenes. En el metro de la capital una mujer explicaba a otra que uno de sus familiares ya había recibido la temida notificación para integrarse en las Fuerzas Armadas de Rusia.

Y es que las citaciones oficiales empezaron a entregarse en distintos puntos del país ya el miércoles, el día en que Putin anunció la medida, que afectará a unos 300.000 reservistas, y ante la reacción social, el Kremlin tuvo que desmentir la supuesta intención de llamar a filas a un millón de personas. 

Según la organización independiente OVD-Info, tras las protestas de este miércoles en más de 40 ciudades del país se detectaron casos entre los 1.321 detenidos en los que se intentó en las mismas comisarías de policía que los arrestados acusaran recibo de las notificaciones.

Colas para cruzar fronteras de países vecinos 

Otros rusos han decidido no esperar a que les sea entregada la notificación militar e intentan abandonar el país.

Apenas quedan billetes de avión a las naciones donde los rusos no necesitan visado, como Armenia, Turquía o Azerbaiyán y Asia Central, o si los hay tienen un coste prohibitivo.

Vladímir K., de 46 años, viajó hoy como turista desde Moscú a Oriente Medio y, según contó a Efe, en el control de pasaportes del aeropuerto de Domodédovo los agentes hicieron a todos los hombres una serie de preguntas, como cuándo habían comprado el billete, si tenían un pasaje de regreso y cuál era el motivo del viaje. 
 

Para muchos solo queda salir de Rusia en coche. Algunos países vecinos han dado cuenta de colas o al menos de un aumento del tráfico de vehículos rusos en sus fronteras. 

En la vecina Finlandia, la llegada de ciudadanos rusos por carretera aumentó un 57 % el mismo día del decreto de movilización de Putin, según informó la Guardia de Fronteras finlandesa, que señaló que este jueves el tránsito de entrada también es intenso. 

Finlandia se ha convertido prácticamente en el único país de entrada para los ciudadanos rusos en la Unión Europea, debido al cierre del espacio aéreo a los aviones rusos y al bloqueo virtual de las fronteras terrestres de las tres repúblicas bálticas y Polonia a nacionales de este país a consecuencia de la guerra de Ucrania. 

En Georgia, la situación es parecida. La rusa Victoria Platunova, refugiada en Georgia desde el inicio de la campaña militar en Ucrania, dijo a Efe que según sus datos hay colas kilométricas de vehículos para entrar en el país caucasiano. "Testigos me han dicho que las colas se extienden unos 40 kilómetros", comentó.

Noticias similares llegan desde Kazajistán. 

Advertencias de estrechos aliados

Estrechos socios de Rusia en la postsoviética alianza militar Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC), como Kirguistán y Tayikistán, y fuera de ella, como Uzbekistán, emitieron advertencias a sus conciudadanos en Rusia para alertarles en contra la tentación de alistarse a cambio de la ciudadanía rusa. 

La embajada de Kirguistán en Moscú recordó al más de un millón de conciudadanos en Rusia que la participación en conflictos armados o acciones militares en el territorio de Estados extranjeros prevé una responsabilidad penal".

La legación tayika emitió una advertencia similar y la Fiscalía General uzbeka sostuvo que participar en una operación militar de otro país acarrearía entre 3 y 10 años de cárcel.

Mientras, el movimiento pacifista Vesná intenta mantener viva la llama de la protesta en Rusia y, tras las manifestaciones que tuvieron lugar el miércoles, con centenares de detenidos, ha convocado otra marcha nacional para este sábado. 


Ucrania cierra las fronteras para los jóvenes en edad de combate que estudien en el extranjero 

Las autoridades de Ucrania han anunciado que los hombres que estudian en el extranjero y tengan edad de ser llamados a filas no podrán abandonar el país mientras dure la ley marcial decretada tras la invasión lanzada en febrero por Rusia. 

Un portavoz del servicio fronterizo, Andri Demchenko, ha justificado la medida ante la detección de una falsificación masiva de documentos que acreditarían estudios en el extranjero que supuestamente no existen. Sólo en julio y agosto, se detectaron 600 casos de fraude, ha explicado en una entrevista recogida por la agencia UNIAN. 

La ley marcial impide la salida de Ucrania de hombres de entre 18 y 60 años en términos generales, aunque se contemplan ciertas excepciones en el caso de familias numerosas, estudios o cuidado de personas dependientes. La medida se ha prorrogado en varias ocasiones y está en vigor al menos hasta el 21 de noviembre. 


"Pueden movilizar a 300.000 personas, pero no ganarán esta guerra"

El ministro ucraniano de Exteriores, Dmytro Kuleba, aseguró este jueves ante la Onu que la movilización parcial decretada por Rusia será inútil: "Pueden movilizar a 300.000 o a 500.000 personas, pero no ganarán esta guerra".

"Rusia debe saber una cosa: nunca será capaz de matarnos a todos", recalcó Kuleba en un discurso ante el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

"Hoy cada ucraniano es un arma lista para defender Ucrania y los principios de la Carta de Naciones Unidas. Rusia fracasará y tendrá que afrontar plena responsabilidad por el crimen de agresión y los crímenes de guerra, contra la humanidad y de genocidio", insistió.

 

Borrell pide a China que use su "influencia" sobre Rusia

El alto representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Josep Borrell, trasladó este jueves al ministro de Exteriores chino, Wang Yi, la petición de la UE para que China utilice su influencia sobre Rusia para poner fin a la guerra en Ucrania.

En un encuentro en los márgenes de la Asamblea General de las Naciones Unidas (Unga), Borrell reiteró a Wang "las expectativas europeas de que China utilice su influencia sobre Rusia para poner fin a la guerra, que está provocando una triple crisis en todo el mundo: escasez de alimentos y energía, e inestabilidad financiera".

Borrell planteó además la "precaria" situación en torno a la planta de energía nuclear de Zaporiya, y enfatizó que un accidente nuclear podría ocurrir "en cualquier momento" y que una forma de evitar una crisis nuclear debe ser discutida como una prioridad, según un comunicado de sus servicios de prensa.

La Unión Europea acuerda preparar nuevas sanciones contra Rusia

Los ministros de Exteriores de la Unión Europea (UE) acordaron este jueves preparar nuevas sanciones contra Rusia, que se concretarán tan pronto como sea posible, según anunció el jefe de la diplomacia comunitaria, Josep Borrell.

Según adelantó Borrell, este nuevo paquete de sanciones afectará a nuevos sectores de la economía rusa, incluido el tecnológico, e incluirá a nuevos individuos, pero aún no se ha cerrado.

Los ministros de Exteriores, reunidos de urgencia en Nueva York, se comprometieron además a seguir facilitando armamento a Kiev durante el tiempo que haga falta en una declaración adoptada por consenso.

 

Comentarios