"Le he pegado un tiro a mi abuela en la cabeza y voy a abrir fuego en una escuela"

El autor de la masacre en el centro escolar de Texas envió mensajes a una chica alemana anunciando sus intenciones antes del tiroteo. La menor, de 15 años, dice que no pensaba que fuese a hacerlo

Cruces con los nombres de las víctimas rodean una zona de la escuela de Uvalde donde se produjo el tiroteo mortal masivo. TANNEN MAURY (Efe)
photo_camera Cruces con los nombres de las víctimas rodean una zona de la escuela de Uvalde donde se produjo el tiroteo mortal masivo. TANNEN MAURY (Efe)

Salvador Ramos, el joven identificado como el autor del tiroteo de la escuela primaria de Uvalde, en Texas, había enviado una serie de mensajes anunciando sus intenciones antes de dirigirse al colegio y provocar la masacre. Las autoridades de Texas informaron de que Ramos había enviado mensajes privados a través de Facebook a una adolescente de 15 años alemana a la que había informado, tan solo media hora antes del ataque, de que "masacraría una escuela". 

La joven señaló que había conocido al tirador dos semanas antes a través de Yubo, una aplicación móvil utilizada generalmente por adolescentes para hacer amigos, según The New York Times. 

Asimismo, Ramos, que cumplió 18 años el 16 de mayo, habría realizado una videollamada con la menor, a la que le habría enseñado su nuevo rifle AR-15. Posteriormente, hizo alusión a "utilizar el arma para algo" y le mandó fotografías en las que supuestamente se veía la munición que acababa de comprar a través de internet. 

El martes por la mañana, ambos mantuvieron otra videollamada en la que se veía al joven vestido completamente de negro, si bien Ramos aseguró que "no podía revelarle su secreto hasta que su abuelo abandonara la casa". Sobre las 11.00 horas escribió que "estaba esperando a su abuela" y, poco después, le envió varios mensajes en los que aseguraba que le había "disparado en la cabeza" e iba a "abrir fuego en una escuela". 

La joven alegó que hasta que no vio las noticias no pidió contactar con las autoridades. "Quizá podría haber cambiado algo. Simplemente no pensé que fuera a hacerlo de verdad", lamentó la menor. 

El tiroteo, que dejó 19 niños y dos adultos muertos, volvió a poner sobre la mesa el debate sobre el control de armas. Meta, propietario de Facebook, dijo que los mensajes no fueron descubiertos "hasta que la tragedia había ocurrido". 

El gobernador del estado, Greg Abbott, explicó que Ramos había disparado a su abuela en la cara antes de ir a la escuela. La abuela del tirador, que continúa hospitalizada, llamó a la Policía antes de que este llegara al colegio.

Comentarios