Estados Unidos mete mano en el conflicto del Cáucaso

conflito_caucaso_eeuu_dentro.jpg
photo_camera conflito_caucaso_eeuu_dentro.jpg

Estados Unidos ha lanzado este domingo un claro mensaje a Rusia acerca de su implicación en el conflicto del Cáucaso. Y lo ha hecho en forma de ayuda humanitaria enviada a Georgia.

Un destructor norteamericano, el USS McFaul, ha arribado al puerto de Batumi con el primer cargamento de ayuda que los buques militares enviarán a su aliado. Un acuerdo firmado entre Tbilisi y Moscú permite la entrada libre de ayuda humanitaria, tras la barrera que los buques rusos habían formado frente a la costa georgiana para impedir la entrada de pertrecheros militares.

"La situación en el Mar Negro tiende a agravarse proque la OTAN ha procedido a incrementar sus fuerzas navales en la zona", ha denunciado el número 2 del Estado Mayor ruso, Anatoli Nogovitsin. El militar se refería a la fragata polaca Kazimierz Pulaski, pero también y sobre todo al destructor estadounidense. Ambos se unen a la presencia alemana y española en la zona.

Mirada al pasado
Por ello, analistas internacionales y el propio Kremlin echan la vista atrás, a los años de la Guerra Fría y ven en la ayuda de Estados Unidos un mensaje de su implicación "presente y futura" en el conflicto del Cáucaso.

Recuerdan además las intenciones del presidente georgiano, Mijail Saakashvili, de meter a su país en la OTAN. En esta línea, se baraja como posible su ansia de enfrentar al organismo con Moscú en la batalla por Osetia del Sur y Abjasia, las dos regiones separatistas que Saakashvili prometió meter de nuevo en cintura tras su llegada al poder, en 2004.

Mientras Estados Unidos ha llegado al puerto de Batumi, los rusos siguen controlando el puerto de Poti, segundo por orden de importancia en Georgia. Poti posee una importante terminal petrolera y es la sede de la armada del país.

Rusia sostiene que ha completado ya su retirada de tropas el pasado viernes, según contempla el alto el fuego comprometido con el presidente de Francia y de turno en la Unión Europea, Nicolás Sarkozy. Pero se ha reservado el derecho de ejercer controles en ciertos puntos, y Poti es uno de ellos. Una postura que Tbilisi y sus aliados, Washington a la cabeza, ven como una violación del alto el fuego.

El 'gran amigo' americano
El destructor norteamericano porta mantas, productos de higiene y comida para bebés, fundamentalmente. Más aviones estadounidenses llegarán a Georgia durante la semana con ayuda humanitaria.

Mientras Rusia denuncia la presencia militar de Estados Unidos en la zona, Georgia abre los brazos a su "gran amigo" americano, como ha definido al país el ministro de Exteriores georgiano.

En medio de la tensión, un tren que transportaba petróleo para los habitantes de Gori, explotó este domingo. Según Georgia, ha sido como consecuencia de minas instaladas por las tropas rusas en las vías antes de su retirada.

El gobierno georgiano denunció que el estallido se produjo junto al poblado de Skra, donde las fuerzas rusas han destruído el viernes un almacén de municiones del ejército local.

Cientos de muertos, miles de refugiados
Se estima que la guerra de cuatro días entre Rusia y Georgia dejó cientos de muertos y decenas de miles de refugiados, muchos de los cuales comenzaron a regresar a sus hogares tras la retirada rusa.

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), estima que -en base a cifras rusas- más de 30.000 personas de Osetia del Sur huyeron hacia Osetia del Norte, mientras otras 128.000 fueron desplazadas hacia el interior de Georgia.

Comentarios