lunes. 26.10.2020 |
El tiempo
lunes. 26.10.2020
El tiempo

El partido de Bhutto mantendrá su participación en las elecciones de Pakistán

El comité central ejecutivo del opositor Partido Popular de Pakistán (PPP) ha decidido participar en las elecciones legislativas del próximo 8 de enero, según anunció el viudo de Benazir Bhutto, Asif Ali Zardari, en rueda de prensa.

El candidato a primer ministro del partido será su actual vicepresidente, Makhdoom Amin Fahim, de 68 años, considerado por los analistas como una figura de escaso brillo que no sería bien acogida por los seguidores de Bhutto. Aún así, Zardari ha asegurado que este fue el deseo expresado por la fallecida líder paquistaní en su testimonio político.

Como presidente del PPP, el comité central ha designado a Bilawal, hijo varón de Bhuto y de tan sólo 19 años.

El testamento político de Benazir Bhutto, asesinada en un atentado el pasado jueves 27 de diciembre, designaba a su marido como heredero de la presidencia del PPP, pero éste ha elegido a su vez al hijo de ambos, Bilawal, con el que compartirá funciones hasta que termine sus estudios universitarios.

Precisamente fue el joven Bilawar quién leyó las instrucciones dejadas por su madre, en medio de las lágrimas de los miembros de la directiva del PPP, que aprobaron el texto a mano alzada, según las cadenas de televisión paquistaníes.

La reunión de la plana mayor del PPP tiene lugar en la residencia de la familia Bhutto en la población de Nauredo, cerca de Larkana, en la provincia sudoriental de Sindh.

Pakistán recupera poco a poco la calma
Mientras se decide el futuro político del partido, la provincia de Sindh empieza a salir del caos en el que se ha visto sumida tras el atentado que le costó la vida a la líder paquistaní.

El responsable de Interior de la region, Akhtar Zamin asegura que sólo en Larkana se estaban registrando hoy movilizaciones, pese a que las televisiones informaban también de congregaciones en distintos puntos de Karachi.

Zamin pidió distinguir entre aquellos que están de luto y los "malhechores" que han sembrado el caos durante tres días en la provincia, principal cantera de votos del PPP.

La sureña Karachi, capital financiera de Pakistán, ha sufrido tres días de saqueos, quemas de vehículos, gasolineras, trenes y negocios, con una población aterrorizada escondida en sus casas.

Aunque aún quedan "algunas bolsas" de violencia en esta región, Zamin mantuvo que ya desde ayer se han reanudado los suministros de alimentos esenciales y que hoy estaban funcionando buena parte de las gasolineras y los surtidores de agua.

Policía y grupos paramilitares para controlar la situación
Según el jefe de Interior provincial, la Policía y los paramilitares destacados en la ciudad están "lidiando apropiadamente" con los "malhechores" y tomando todas las medidas necesarias para restablecer el orden por completo.

También aseguró que el Ejército y los "rangers" (paramilitares) han ayudado a rescatar a los miles de pasajeros que se quedaron bloqueados en los trenes ante el parón total del servicio ferroviario a causa de la quema de vías y estaciones. Las instalaciones ferroviarias ya están siendo reparadas de modo que el servicio se pueda restablecer cuanto antes, afirmó.

Otro punto conflictivo en el país es Rawalpindi, ciudad vecina de Islamabad, donde Bhutto fue asesinada en un mitin con motivo de los comicios del próximo 8 de enero.

Tras los choques de ayer entre la Policía y miles de seguidores del PPP, los "rangers" están patrullando hoy las calles y carreteras que conducen a Rawalpindi y tienen orden de disparar "a cualquiera que dañe instalaciones públicas", según el canal de televisión Dawn.

El partido de Bhutto mantendrá su participación en las elecciones...
Comentarios