lunes. 16.05.2022 |
El tiempo
lunes. 16.05.2022
El tiempo

La lucha en la acería de Azovstal se recrudece

Refugiados llegan al estacionamiento de un centro comercial, en Zaporiyia. EFE
Refugiados llegan al estacionamiento de un centro comercial, en Zaporiyia. EFE
Evacuados más de 300 civiles de Mariúpol en otra operación de la Onu y Cruz Roja

El ejército ruso intensificó en la pasada madrugada sus ataques en distintos puntos del Donbás, en el este de Ucrania, con al menos dos muertos y 25 heridos, según fuentes ucranianas.

Un misil impactó en la localidad de Kramatorsk y afectó a nueve edificios de viviendas, una escuela y otros objetivos civiles, informó el jefe regional de la administración de Donetsk, Pavlo Kyrylenko.

Asimismo se produjeron ataques en otras localidad de la región, entre ellos uno contra una zona residencial de la localidad de Avdiivka.

Desde Sumy se reportaron asimismo ataques contra dos municipios de esa provincia del este de Ucrania, de acuerdo con el portal Ukrinform.

Fuentes del ejército ucraniano aseguran haber recuperado el control de varias comunidades en los límites de Nikolaev y Jersón, en territorio ocupado por las tropas rusas.

La situación es confusa en la acería de Azovstal, último reducto resistente en la asediada ciudad de Mariúpol. Las autoridades ucranianas informaron este miércoles de nuevos ataques en ese complejo industrial, donde siguen refugiados centenares de civiles a la espera de ser evacuados.

El jefe de la delegación negociadora ucraniana, David Arahamiya, informó de que las tropas rusas habían entrado en el territorio de Azovstal, aunque también aseguró que seguían en contacto con los tropas ucranianas que resisten en su interior.

Rusia, por su parte, anunció la apertura de un corredor humanitario para evacuar a los civiles de la acería, desde este jueves y durante los tres días siguientes.

La Fiscalía General ucraniana cifra en al menos 221 el número de niños muertos desde el inicio de la invasión rusa, el 24 de febrero, mientras que al menos 629 menores han resultado heridos a consecuencia de la guerra en este periodo. 

Moscú acusa a Ucrania de bombardear dos aldeas rusas

Rusia acusó este jueves a Ucrania de haber bombardeado dos aldeas en la región fronteriza de Bélgorod, sin que hubiera víctimas, informó el gobernador, Viacheslav Gladkov. 

"Ucrania continúa bombardeando Zhuravlevka y Nekhoteevka. Según el informe del grupo de servicio de la Guardia Popular Voluntaria, una casa y un garaje fueron destruidos en Nekhoteyevka. No hubo víctimas civiles", escribió Gladkov en su cuenta de Telegram.

Según la agencia oficial TASS, en estas localidades fronterizas con Ucrania se introdujo el pasado 23 de marzo el estado de emergencia tras la explosión de un proyectil de artillería, disparado supuestamente desde ese país. 

En el presunto ataque fallecieron tres residentes y quedaron destruidas dos decenas de casas y coches. 
La mayoría de los locales fue evacuada, agrega la agencia. 

El gobernador ha denunciado en las últimas semanas varios ataques fronterizos y el Ministerio de Defensa de Rusia ha advertido de consecuencias si Ucrania continúa atacando territorio ruso. 

Más de 300 civiles evacuados de Mariúpol

Más de 300 civiles llegaron este miércoles a la ciudad ucraniana de Zaporiyia tras ser evacuados de la asediada localidad portuaria de Mariúpol y sus alrededores en una nueva operación coordinada por la Onu y el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR). 

Esas evacuaciones se suman a las de más de un centenar de personas que se llevaron a cabo el martes, en su mayoría civiles que se habían refugiado en la acería de Azovstal. 

"Hoy hemos conseguido de nuevo dar un paso seguro a civiles atrapados en Mariúpol y otras áreas gracias a una sólida cooperación entre la Onu y el CICR", señaló a través de Twitter la coordinadora humanitaria de Naciones Unidas en Ucrania, Osnat Lubrani. 

Muchas de estas personas han llegado únicamente con la ropa que vestían en ese momento, según Lubrani, que dejó claro que Naciones Unidas les dará apoyo y tratará de continuar estas labores humanitarias. 

"Estamos aliviados de que se hayan salvado más vidas", añadió en un comunicado Pascal Hundt, el jefe de delegación del CICR en Ucrania, quien dio la bienvenida a los "renovados esfuerzos" de las partes de conflicto para facilitar operaciones de este tipo. 

Un portavoz del CICR que se encuentra en la zona publicó a través de Twitter unas breves imágenes en las que podían verse varios autobuses acompañados de vehículos todoterreno, supuestamente parte del convoy que llegó a Zaporiyia, ciudad situada a unos 200 kilómetros de Mariúpol. 

Naciones Unidas y la Cruz Roja completaron el martes una primera evacuación de civiles de esa zona, con 101 personas que salieron de Azovstal, el último reducto de la resistencia ucraniana en Mariúpol y donde, según autoridades locales, quedaban aún otros dos centenares de civiles y un número indeterminado de combatientes. 

Azovstal fue escenario este miércoles de nuevos ataques rusos, pero Moscú anunció que a partir del jueves y durante tres días cesará las hostilidades para facilitar un corredor humanitario por el que puedan ser evacuados civiles de esa instalación. 

La Onu y el CICR se han encargado en los últimos días de negociar con las partes del conflicto las condiciones para evacuar a civiles atrapados en el área de Mariúpol, una de las más castigadas por la guerra en Ucrania.

 

La lucha en la acería de Azovstal se recrudece
Comentarios