Detenido un hombre por el asesinato de su mujer y sus cuatro hijos a las afueras de París

Los cadáveres fueron localizados este  lunes por la noche y los primeros indicios apuntan a una muerte violenta por heridas de arma blanca ► Se enfrenta a cadena perpetua
Agentes de la Policía de Francia frente al edificio de Meaux donde fueron hallados los cinco cadáveres. CHRISTOPHE PETIT TESSO (EFE)
photo_camera Agentes de la Policía de Francia frente al edificio de Meaux donde fueron hallados los cinco cadáveres. CHRISTOPHE PETIT TESSO (EFE)

El detenido este lunes como presunto autor del asesinato de su esposa y sus cuatro hijos pequeños en la localidad de Meaux se enfrenta a una posible condena de cadena perpetua, según anunció en una rueda de prensa el fiscal Jean-Baptiste Bladier. 

El hombre será imputado con los cargos de homicidio voluntario de menores de quince años y el de homicidio voluntario del cónyuge.

La duración final de la pena dependerá de si se establece una alteración parcial del discernimiento (máximo de 30 años) o completa, en cuyo caso la pena máxima se impondrían medidas de seguridad por determinar, añadió Bladier.

Por el momento, el acusado, de 33 años y que presentaba importantes lesiones en una mano, está internado y bajo custodia policial. 

Todavía no ha testificado, pero afirmó a las autoridades saber "por qué estaba bajo custodia policial" y ser conocedor de "haber atacado a su familia".

Además, hizo referencia a su "malestar personal" y "depresión", de los que la fiscalía tiene constancia desde 2017.

Entre las víctimas, la mujer de 35 años y las niñas, una de 10 y la otra de 7 años, recibieron "muchas cuchilladas" y presentaban marcas de defensa mientras que los niños, de 4 años y 9 meses, habrían sido asfixiados, expuso el fiscal.

Las autopsias, que se llevarán a cabo en el Instituto Forense de París este miércoles, permitirán esclarecer las causas.

El considerado autor de los hechos, titulado como bombero, se casó hace dos meses con la que era su pareja desde hacía 14 años y a quien conocía desde la enseñanza secundaria.

El fiscal describió el apartamento donde vivían como el de "una familia ordinaria", aunque fue testigo de episodios de violencia de género en 2019 cuando el hombre apuñaló a la mujer.

El suceso, que se produjo tras una interrupción del tratamiento médico prescrito al hombre, condujo a un examen médico en el que se determinó el "estado mental deficiente" del agresor, con lo que el caso quedó archivado. 

En aquel entonces su pareja no le denunció y rechazó la ayuda de una asociación de víctimas. 

En la noche del domingo al lunes, los vecinos oyeron gritos, aunque no les dieron mayor importancia porque eran "habituales" en la vivienda, tal y como declararon a las fuerzas de seguridad.

Sin embargo, en la noche del lunes, familiares y vecinos contactaron con la policía, que encontró los cadáveres en el interior del la vivienda.

El hombre fue detenido en la mañana de este martes en la casa de su padre, en Sevran, también en la región parisina.