sábado. 05.12.2020 |
El tiempo
sábado. 05.12.2020
El tiempo

El cambio climático empuja a los bosques a ser más jóvenes y pequeños

Bosque. ARCHIVO
Bosque. ARCHIVO
Un estudio apunta a que los cambios en el clima aceleran la mortalidad de los árboles

Los cambios ambientales a nivel mundial están transformando los bosques en todo el mundo, lo que resulta en árboles más bajos y jóvenes, con amplios impactos en los ecosistemas globales, según aseguran los científicos en un estudio global publicado en la revista Science.

Los investigadores, dirigidos por el Laboratorio Nacional del Noroeste del Pacífico del Departamento de Energía de Estados Unidos, mostraron cómo el aumento de las temperaturas y el dióxido de carbono han estado alterando los bosques del mundo.

Estas alteraciones son causadas por el aumento del estrés y la fertilización con dióxido de carbono, al aumentar la frecuencia y la gravedad de las perturbaciones como incendios forestales, sequías, daños por el viento y otros enemigos naturales. Combinado con la cosecha forestal, la Tierra ha sido testigo de una disminución dramática en la edad y la estatura de los bosques.

El doctor Tom Pugh, de BIFoR resalta que "este estudio revisa la creciente evidencia de que el cambio climático está acelerando la mortalidad de los árboles, empujando cada vez más a los bosques del mundo a ser más jóvenes y más cortos. Esto implica una reducción en su capacidad de almacenar carbono y cambios potencialmente grandes en la mezcla de especies que componen y habitan estos bosques".

"Es probable que esto tenga grandes implicaciones para los servicios que brindan esos bosques, como la mitigación del cambio climático —añade—. El aumento de las tasas de mortalidad de los árboles impulsadas por el cambio climático y el uso del suelo, combinado con la incertidumbre en la combinación de especies que formarán la próxima generación, plantean grandes desafíos para los conservacionistas y los gestores forestales".

El doctor Nate McDowell, científico de la PNNL Earth y autor principal del estudio, agrega que "es probable que esta tendencia continúe con el calentamiento climático. Un futuro planeta con menos bosques grandes y viejos será muy diferente de lo que nos hemos acostumbrado. Bosques más viejos a menudo albergan una biodiversidad mucho mayor que los bosques jóvenes y también almacenan más carbono que los jóvenes".

CAUSAS. Varios factores han llevado a la pérdida generalizada de árboles como la tala, incendios forestales, insectos y enfermedades. Los altos niveles de pérdida de árboles conducen a un desequilibrio en tres características importantes de un bosque diverso y próspero: el reclutamiento, que es la adición de nuevas plántulas a una comunidad; el crecimiento o el aumento neto de biomasa o carbono, y la mortalidad, es decir la muerte de los árboles forestales.

El estudio también muestra que el aumento de los niveles de dióxido de carbono en la atmósfera pueden incrementar la tasa de crecimiento de un árbol y la producción de semillas. Sin embargo, tal fertilización con dióxido de carbono parece ocurrir solo en bosques más jóvenes con abundantes nutrientes y agua. La mayoría de los bosques del mundo están expuestos a limitaciones de nutrientes y agua, lo que reduce drásticamente los beneficios del dióxido de carbono para los árboles.

Por otra parte, el aumento de las temperaturas limita la fotosíntesis que da vida, lo que conduce a un menor crecimiento, una mayor mortalidad y una menor regeneración.

Otros factores que están alterando los bosques son la sequía y los incendios forestales, que están aumentando y pueden ser más frecuentes de lo que han sido en los últimos 10.000 años en algunas regiones, según el estudio.

Asimismo, las perturbaciones bióticas (por insectos, hongos y enredaderas) han aumentado. El almacenamiento de carbono perdido por los insectos cada año es el mismo que la cantidad de carbono emitida por cinco millones de vehículos, según un estudio publicado el año pasado.

Se espera que esto continúe con el calentamiento, junto con otras alteraciones de la deforestación biótica, como hongos y bacterias.

Las cosechas de madera también han tenido un gran impacto en el cambio de los bosques.

El cambio climático empuja a los bosques a ser más jóvenes y pequeños
Comentarios