martes. 21.09.2021 |
El tiempo
martes. 21.09.2021
El tiempo

Una vuelta al negocio familiar

Teresa Vázquez, a las puertas de La Palloza
Teresa Vázquez, a las puertas de La Palloza.EP
La Palloza reabre, tras siete meses cerrada, de la mano de la hija de los fundadores

Teresa Vázquez Mourelos encarará septiembre con un nuevo capítulo en su vida. Será la vuelta al negocio que la vio nacer y crecer, el mismo que montaron sus padres hace 51 años y que se convirtió en uno de los restaurantes con más renombre de Lugo. Estamos hablando de La Palloza.

Esta empresaria –que vuelve ahora al mundo de la hostelería después de casi una vida dedicándose a otras cosas– reabrirá las puertas del conocido restaurante, ubicado en Muxa, el próximo 3 de septiembre, a las ocho de la tarde. Será un reencuentro con la clientela –que, para celebrarlo, está invitada a una consumición y una tapa– y también será un reencuentro con parte de su historia personal.

"El restaurante cerró definitivamente el 26 de enero de este año porque, a raíz de la pandemia, la persona que lo llevaba, Ramiro López, decidió no seguir con él dado que tiene otros negocios. Así que hubo ahí un paréntesis de unos meses pero, finalmente, decidí cogerlo yo –porque el negocio es mío– y tratar de sacar el restaurante adelante en estos tiempos tan complicados", apunta Teresa Vázquez Mourelos.

Asomarse al sector de la hostelería todavía en pandemia y con el vaivén de las restricciones da un poco de vértigo pero, en este caso, en la decisión de reabrir el restaurante no pesan solo razones económicas, también tiene su importancia el hecho de dar vida a un establecimiento fundado por los padres de Teresa, Dositeo Vázquez y Manuela Mourelos, en el año 1970.

"Mis padres fueron los fundadores y los dueños del restaurante todo el tiempo. Yo me crie aquí e incluso trabajé con ellos una temporada pero después lo dejé para dedicarme a otras cosas. Ahora vuelvo a la hostelería con un poco de vértigo porque es un restaurante muy grande y requiere muchos cuidados. Esperemos que todo vaya para delante y salga bien, pese a los tiempos que corren, nada buenos para la hostelería precisamente", explica esta nueva emprendedora.

La Palloza reabrirá como restaurante y cafetería. Como siempre, acogerá todo tipo de eventos sociales, adaptados incluso a la pandemia. De hecho, el acto de inauguración se celebrará en el exterior. "Vendrá un dúo y lo celebraremos aquí fuera, en los exteriores del establecimiento, donde instalamos carpas y pérgolas", indica la empresaria.

En esta nueva etapa, La Palloza cuenta con una plantilla de doce personas, que irá ampliando en función de las necesidades y de los eventos que se organicen.

Además de ser un referente para la organización de eventos en Lugo, el restaurante también pretende captar clientela que vaya solo a degustar su cocina, tanto los fines de semana como los días laborables. "Tendremos menús del día y también carta para adaptarnos a todos los presupuestos", afirma Teresa Vázquez.

Una vuelta al negocio familiar
Comentarios