martes. 23.07.2019 |
El tiempo
martes. 23.07.2019
El tiempo

Se va a mirar la tensión al PAC de Fingoi y le dan un tirón

Mary Nieves Fernández Rego, justo donde le dieron el tirón. XESÚS PONTE
Mary Nieves Fernández Rego, justo donde le dieron el tirón. XESÚS PONTE

Mary Nieves Fernández sufrió un nuevo robo: antes ya le habían llevado la cartera dos veces

Acudía a mirarse la tensión de urgencias en el PAC de Fingoi y se encontró con uno de los mayores sustos de su vida. En la misma puerta del centro de salud, un joven la asaltaba y le arrancaba, de un tirón, el bolso que llevaba debajo del brazo con todo lo que llevaba dentro. Ocurrió el pasado sábado, sobre las ocho y media de la tarde.

"Sentí, de repente, como un puñetazo en la espalda y, al mismo tiempo, pensé que caía algo de arriba porque fue muy fuerte y no me esperaba esto. Seguidamente, veo cómo un chico joven, con una capucha y ropa deportiva, escapa corriendo con mi bolso hacia la calle Aviación Española. Tendría unos 17 o 18 años", cuenta la víctima, Mary Nieves Fernández Rego, que denunció a la Policía estos hechos.

La mujer le gritó al joven "¡dame el bolso!" y "¡eres un ladrón!", pero fue en vano. Acto seguido, entró en el centro de salud y contó lo sucedido.

"No sé que me pasa a mí con esto; ya me robaron la cartera en otras dos ocasiones"

"Me hicieron un informe médico donde daban cuenta de mi estado y de la tensión. Después de todo esto, ya no me bajaba y tengo también un golpe en la espalda", apunta Mary Nieves.

La mujer valora lo robado en torno a unos 300 euros ya que, en el interior del bolso, iba un teléfono móvil que uno de sus hijos le acababa de regalar, de forma anticipada, por el Día de la Madre.

"Iba el móvil pero también iban más cosas como, por ejemplo, un monedero verde, una billetera rosa con todas las tarjetas menos la del Sergas (que llevaba ya en la mano), 25 euros, una barra de labios y las llaves de casa y del portal, entre otros objetos", dice.

La mujer se queja, por otra parte, de la falta de un servicio de seguridad en el PAC de Fingoi, lo que, probablemente, la hubiese salvado de ser víctima de este tipo de hechos.

"Allí, que yo sepa, no hay ni cámaras ni guardas de seguridad y sería muy necesario. De hecho, creo que si hubiese algo de esto, no me hubiera pasado lo que, al final, me sucedió", afirma esta mujer, que todavía no se cree lo que le sucedió.

MÁS ROBOS. Sin embargo, esta no fue la primera vez que Mary Nieves Fernández fue víctima de un robo. Más bien fue ya, en este caso, la tercera.

"No sé qué me pasa a mí con esto, pero ya me robaron la cartera en otras dos ocasiones. Una, en el San Froilán, y otra, en un establecimiento chino", dice.

En el San Froilán, Mary Nieves cuenta que le llevaron la cartera cuando estaba mirando unos fulares que estaban a la venta en uno de los puestos del ferial.

Por lo que respecta al otro robo, este tuvo lugar cuando alguien le metió la mano en el bolso, que ya tenía abierto para pagar.

"Aquella vez me llevaron 80 euros que tenía en el bolso. Conseguí recuperar la cartera, que la encontraron encima de una cisterna en el servicio de una sala de juegos, pero sin dinero aunque, eso sí, con toda la documentación. A veces, pienso si tengo algo que atraiga a los ladrones porque esto no es normal", señala.

Se va a mirar la tensión al PAC de Fingoi y le dan un tirón