lunes. 12.04.2021 |
El tiempo
lunes. 12.04.2021
El tiempo

Las terrazas sacan partido del orden

Un grupo en una terraza de Praza do Campo. XESÚS PONTE
Un grupo en una terraza de Praza do Campo. XESÚS PONTE
 Los hosteleros que abrieron se muestran satisfechos sin que las fuerzas del orden hayan tenido que pasar de simples avisos

La advertencia de la Asociación Provincial de Empresarios de la Hostelería (Apehl), confirmada por la Subdelegación del Gobierno, de que este fin de semana se iban a reforzar los controles de las fuerzas del orden sobre las terrazas y los bares se cumplió. Este sábado, patrullas tanto de las policías locales y Nacional como la Guardia Civil se dejaron ver más patrullando cerca de estos establecimientos, pero por fortuna su labor pudo limitarse solo a la información y el asesoramiento: apenas se registraron problemas y los ciudadanos pudieron disfrutar del buen tiempo en un espacio de ocio que, además, está resultando bastante rentable a los hosteleros.

Policías patrullan por Campo Castelo. XESÚS PONTE

La presencia policial sí que se hizo notar, tal y como se había anunciado. Se trataba de controlar el uso correcto de las terrazas y el cumplimiento de las medidas de seguridad sanitaria, sobre todo en lo que respecta a las medidas de distanciamiento entre mesas y a aforo, después de que en los primeros días se hubieran presenciado algunas escenas de descontrol. Sin embargo, según informó la Subdelegación del Gobierno, ni la Policía Nacional (en su ámbito de actuación de Lugo, Monforte y Viveiro) ni la Guardia Civil (en el resto de la provincia) habían registrado ningún incidente importante ni habían levantado ningún acta. Tampoco el Concello de Lugo transmitió ningún problema de la Policía Local.

Una situación de normalidad que fue confirmada por varios hosteleros con los que habló este diario que mantienen abiertas terrazas en la zona del caso histórico, donde se da la mayor concentración. Según explicaron, los agentes simplemente se dejaron ver y sus intervenciones fueron meramente informativas. Además, según añadieron, la mayor parte de los clientes se están mostrando muy receptivos a los requerimientos de los propios hosteleros y camareros, por lo que los problemas están siendo excepcionales y ligados más a alborotadores pasados de alcohol que a los usuarios de las terrazas.

Estos, además, las están aprovechando con ganas, según declaran esos mismos hosteleros, que se muestran bastante satisfechos del resultado que están obteniendo pese a las limitaciones que todavía sufren en esta fase de la desescalada. Aunque todavía son muchos los que han decidido permanecer con sus locales cerrados a pesar de que disponían de espacio de terraza, los que las han abierto están sacando un notable rendimiento, aseguran. Algunos han optado por rescatar ya a varios de sus camareros del Erte.

También se están empezando a ver ya los primeros cambios en el funcionamiento: algunos locales están optando por ofrecer montaditos y otro tipo de tapas individuales, pero cobrando, en lugar de las anteriores gratuitas.

Las terrazas sacan partido del orden
Comentarios