Black Alien: tatuador único, tatuaje libre

"Los clientes no sabían lo que les iba a tatuar antes de entrar", explicó la gerente de Calipso Lugo
Black Alien tatuando en el estudio Calipso Lugo. VICTORIA RODRÍGUEZ
photo_camera Black Alien tatuando en el estudio Calipso Lugo. VICTORIA RODRÍGUEZ

Bajo la mirada de decenas de espectadores, Anthony Loffredo, nombre real del influencer, tatuaba por última vez en su gira por los estudios Calipso de España. Tras la gran cantidad de solicitudes recibidas, fueron tres elegidos los que ayer se fueron a casa con un tatuaje de Black Alien.

La característica imagen física del tatuador, junto a su estilo libre y abstracto es lo que le ha llevado a sumar más de un millón de seguidores en sus redes sociales. "Lo curioso de su trabajo es que lo hace espontáneamente, tatúa lo que le surge en esa sesión, inspirándose por el momento", explica la gerente de Calipso Lugo. "Los clientes no sabían lo que les iba a tatuar antes de entrar, solo pueden decidir la parte del cuerpo en la que querían el tatuaje", añade la responsable del estudio.

Las dos clientas que acudieron en la tarde de este jueves a Calypso Lugo vinieron desde Gijón para conseguir el tatuaje de Black Alien. "Son dos horas y media de coche, pero valen la pena por la experiencia. Es un tatuaje único, hecho por alguien único", comenta Esther. La pareja explicó como tuvo que mandar varios correos y hacer varias llamadas para conseguir las citas, además de pagar 400 euros. "Me voy a hacer mi primer tatuaje en el cuello y también será la primera vez que Black Alien tatue un cuello", dice emocionada la que será la última tatuada de la gira, Sandra.

Entre las sesiones, el influencer francés salió a las puertas de Calipso a hacerse fotos con los fans que se acumulaban en la calle. Decenas de personas de todas las edades pasaron la tarde de ayer observando a Black Alien tatuar a través del cristal semitraslúcido del estudio lucense.

La expectación que crea Anthony Loffredo comenzó hace siete años, cuando empezó su famosa transición hacia un extraterreste. Desde aquella comparte su transformación por redes sociales, informando a sus seguidores sobre las modificaciones que realiza en su cuerpo. Actualmente define su estado como "un 41% del resultado final" al que espera llegar.

Siguiendo con la pasión por el universo que expresa desde niño, el influencer se ha extirpado parte de la boca, nariz y orejas, además de cubrirse por completo la piel de tatuajes y de insertarse implantes en la cabeza, en su proyecto de convertirse en un alien. Esto le ha llevado a recibir duras críticas en las redes sociales, que han levantado varias polémicas. "La gente lo critica por ser una persona libre y sin complejos", comenta Esther Garrido. Con la expresión de "la libertad de hacer lo quieras" describía la vida Black Alien en su entrevista con el también influencer del tatuaje @renezz.

Este estilo de vida continúa en proceso. La última modificación que anunció fue su intención de amputarse una pierna. Por lo que, aún queda mucho para conocer al verdadero Black Alien.

Comentarios