miércoles. 08.04.2020 |
El tiempo
miércoles. 08.04.2020
El tiempo

Sustrae calzado y ropa y alega que fue por necesidad

Interior del centro comercial As Termas. AEP
Interior del centro comercial As Termas. AEP

La sentencia le impone una multa e indica que la mujer estaba atendida por el Concello

El juzgado de Instrucción número 2 de Lugo impuso una multa de 180 euros a una mujer que estaba acusada de cometer varios hurtos de calcetines, pantalones vaqueros y calzado en varias tiendas del centro comercial As Termas.

La sentencia considera probado que el 22 de diciembre de 2017, sobre las cuatro y media de la tarde, la acusada entró en diversos establecimientos del área comercial y se apoderó de al menos cinco pares de calcetines y cuatro pantalones vaqueros.

Además, la mujer acudió más tarde a otra tienda de la Avenida Infanta Elena y sustrajo varios pares de calzado.

Los artículos que se llevó la encausada, de 53 años de edad, fueron tasados en un total de 129 euros.

La acusada negó durante la vista judicial los hechos ante el juez y declaró que le había dado los artículos otra mujer, pero su versión no resultó para nada creíble y fue condenada por un delito leve de hurto.

NECESIDAD. El abogado de la mujer solicitó ante el juez que se reconociera "estado de necesidad por hurto famélico", ya que, en aquel momento, la acusada no tenía recursos económicos y se encontraba residiendo de forma temporal en el Fogar del Transeúnte del Ayuntamiento de Lugo.

Sin embargo, el juez estima que "al menos de manera provisional, la mujer disponía de la atención necesaria a través de los recursos públicos, en este caso del Concello de Lugo", por lo que considera que su actuación no estaba en ningún caso justificada y le impone la multa de 180 euros.

Sustrae calzado y ropa y alega que fue por necesidad