sábado. 07.12.2019 |
El tiempo
sábado. 07.12.2019
El tiempo

El Sergas licita el contrato de dos años con centros privados por 13,3 millones

La nueva ley permite, por primera vez, conocer el contenido del acuerdo y observar que el gasto en concertación crecerá en los dos años siguientes hasta los 20 millones de euros

El Sergas gastará en los próximos dos años en conciertos con los hospitales privados de Lugo 13,3 millones. Por primera vez, los contratos salen a concurso público y, por primera vez, se conoce su contenido. Hasta ahora la ley permitía que los conciertos con el sector privado se hicieran por un procedimiento negociado sin publicidad y esa era la fórmula elegida, pero la nueva ley de contratación pública exige que se liciten como otros servicios y la Xunta publicó este viernes los pliegos de condiciones.

El presupuesto que el sistema público de salud dedica a intervenciones y pruebas que sus pacientes del área de Lugo reciben en los centros privados sigue siendo el mismo que en el ejercicio anterior: unos 6,7 millones de euros anuales. Como se contratará la prestación de servicios sanitarios por dos años, en total son 13,3 millones. Sin embargo, el contrato es prorrogable a otros dos años más y, para esos, sí que se incrementa el gasto, ya que se reservan 20 millones de euros.

Los centros que participen en el concurso se comprometen a reservar dos quirófanos y 25 camas para pacientes del Sergas. Puede haber como máximo tres adjudicatarios y el porcentaje del "pastel" de la privada se repartirá entre ellos en función de sus puntuaciones. El mayor peso en la baremación lo tiene la oferta económica, hasta un 70%. El Sergas propone en un listado lo máximo que está dispuesto a pagar por procedimiento y los hospitales podrán rebajar ese precio límite. Por ejemplo, la intervención de unas varices (algo que, en muchos casos, el Sergas deriva a los centros privados) podrá costar un máximo de 894 euros si se trata de una sola pierna y de 1.046, sin son dos.

En el caso de Lugo, donde solo hay dos hospitales privados, uno de ellos asumirá el 52% de la actividad concertada y otro, el 48%, según figura en los pliegos de condiciones. Como la diferencia es solo de cuatro puntos porcentuales no se espera que la competencia sea muy agresiva para convertirse en el primer adjudicatario ni, por tanto, que se produzcan sustanciales rebajas, algo que sí puede darse en otras áreas sanitarias que tienen tres o más hospitales que realizan actividad concertada.

En los casos en los que hay tres adjudicatarios la actividad se reparte con un 40% para el primero; 38% para el segundo y 22% para el tercero. Pasar de ser el primero al tercero implica una pérdida de actividad tan sustancial que en esos casos sí que podrían verse ofertas mucho más ajustadas.

Al margen de los mecanismos de valoración de ofertas, el contrato revela cuestiones que hasta ahora no habían trascendido como el hecho de que el Sergas se reserva la posibilidad de que sus médicos operen a pacientes de la sanidad pública en instalaciones de hospitales privados. De hecho, si se produce tal cosa (circunstancia por la que el médico no recibirá importe alguno por parte de la sanidad privada) el Sergas pagará menos al centro cuantos más de sus profesionales intervengan en la cirugía. Si es un solo médico el que participa, abonará el 85% de la tarifa; si son dos, el 70% y si son tres, el 55%.

En el caso de Lugo, la sanidad pública tuvo que recurrir a esa medida en una temporada en la que hubo problemas en los quirófanos del antiguo Xeral y los médicos se trasladaban a Polusa y Ollos Grandes a operar.

El Sergas licita el contrato de dos años con centros privados por...
Comentarios